Diario Vasco

Científicos de Florida hallan una nueva forma de combatir el cáncer de próstata avanzado

El Instituto de Investigación Scripps, en Florida.
El Instituto de Investigación Scripps, en Florida. / Archivo
  • El Instituto de Investigación Scripps mejora la señalización celular que impulsa la resistencia de algunos subtipos de este cáncer al tratamiento

Percatarse de cuanto existe y sucede alrededor, para así responder en consecuencia, constituye una de las propiedades distintivas de todos los seres vivos. A escala celular, esto también se aplica a la capacidad de recibir información y procesarla de una manera dinámica, a fin de dar oportunas respuestas como por ejemplo absorber nutrientes, evitar toxinas o cambiar de forma y metabolismo. La comunidad científica suele referirse a este fenómeno, en líneas generales, como señalización celular.

Dicha señalización, cuyas unidades básicas de información son los cambios de estado de las proteínas, es clave para combatir el cáncer en todas sus formas. Y ahora varios científicos del Instituto de Investigación Scripps (en Florida, Estados Unidos) han descubierto una vía de señalización celular que impulsa la resistencia de algunos subtipos de cáncer de próstata al tratamiento, lo que a su vez propicia un nuevo abordaje contra tumores tan retorcidos.

Publicado en la revista Molecular Cell, en este trabajo se ha identificado una vía de señalización "permanentemente activa" que favorece el crecimiento de células tumorales y su resistencia al tratamiento, sin necesidad de que haya un ligando que la active. Estaría configurado por el complejo de proteínas IkBalfa, NF-kB (p65) y otras moléculas, que controlan la expresión de factores de transcripción de células madre (proteínas que guían la conversión de información genética del ADN a ARN) que atañen al incremento tumoral.

"Que la activación permanente del NF-kB en el circuito sea independiente de la activación tradicional abre la puerta a posibles opciones de tratamiento", ha explicado el profesor Jun-Li Luo, autor de este estudio. El complejo protéico NF-kB juega un papel importante en el crecimiento tumoral y está considerado como uno de los objetivos más importantes para el devenir oncológico.

Actualmente el tratamiento más eficaz del cáncer prostático avanzado consiste en privar al tumor de su fuente de alimentación, las hormonas andrógenas como la testosterona. Sin embargo, casi todos los pacientes acaban generando resistencia a dicha terapia, convirtiéndose en uno de los tipos de tumor más mortíferos entre varones, solo por detrás del de pulmón. Así lo ratifican desde la Asociación Española Contra el Cáncer (aecc): "Es el segundo más frecuente entre los hombres, con aproximadamente 899.000 nuevos casos al año en el mundo".

El uso de inhibidores, hasta ahora limitado

Sin embargo, el uso de inhibidores antiNF-kB se había limitado por los graves efectos secundarios que puede causar la inhibición indiscriminada en todas las células del sistema inmune. Los autores han visto ahora que actuar contra los otros componentes de este complejo proteico evitaría la supresión del NF-kB en las células sanas manteniendo su eficacia contra el cáncer.

Además, dicha vía de señalización incluye los microARN miR-196b-3p, Meis2 y PPP3CC. Mientras que el primero promueve el desarrollo del tumor, el segundo es un gen de desarrollo esencial en mamíferos, puede interrumpir el circuito cuando se sobreexpresa, y la proteína PPP3CC puede inhibir la actividad del NF-kB en las células tumorales.

"Interrumpir este circuito mediante la orientación de cualquiera de sus componentes individuales bloquea la expresión de estos factores de transcripción y perjudica significativamente al cáncer de próstata resistente", ha añadido finalmente Ji-Hak Jeong, coautor de la investigación para el Scripps.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate