Mikel Goñi: De los frontones a presentador de 'El conquistador del fin del mundo'

Mikel Goñi, en el frontón de Tolosa en 2004. / LUSA

La carrera pelotazale del exmanista navarro ha estado plagada de escándalos y sanciones

DV

La historia pelotística recuerda un momento en el frontón de Alsasua que explica toda la biografía de Mikel Goñi, su auge y su caída. El pelotari de Oronoz estaba en la puerta cuando pasó a su lado Julián Retegui. El joven no se contuvo y le preguntó a la leyenda: «¿Qué tengo que hacer para ser como tú?». Y Retegui, el mejor pelotari de todos los tiempos, no se cortó un pelo. «Si te quitasen la cabeza y te pusieran la mía igual conseguirías algo grande».

La carrera de Goñi no siempre ha estado marcada por el escándalo. En sus mejores momentos ponía a todo un frontón en pie con jugadas imposibles en las que aunaba talento, magia, potencia y afán de victoria. Su primer gran fiasco fue en Azkoitia, en el verano de 1999. Había salido la noche anterior, eran fiestas en su pueblo. Y le pilló el toro. Llegó con más de una hora de retraso. Vestido de pelotari y con los tacos puestos, pero visiblemente afectado por los excesos. En el calentamiento se rompió los ligamentos del tobillo derecho. A partir de ahí, su carrera dio enormes bandazos. Fue suspendido por su empresa en reiteradas ocasiones y tras alejarse de la pelota terminó, en 2007, como uno de los presentadores de ‘El conquistador del fin del mundo’.

Más

Fotos

Vídeos