Euskadi contará con 170 quitanieves para hacer frente a los temporales invernales

Euskadi contará con 170 quitanieves para hacer frente a los temporales invernales

Se activarán más de trescientos recursos móviles que incluyen además grúas, patrullas y vehículos de apoyo y vigilancia

J. PEÑALBA SAN SEBASTIÁN.

El invierno está ya tocando la puerta. El viento del sur se ha retirado y ha dejado paso a las lluvias que llegan del norte. Los termómetros se han desplomado en las últimas jornadas, tanto que incluso la nieve ha hecho su aparición, de momento en el Pirineo. Cualquier día, no obstante, los copos se dejarán sentir también en Euskadi y a cotas no muy elevadas. Y como más vale prevenir..., la dirección de Tráfico del Gobierno Vasco ha presentado su Plan de Vialidad Invernal para la próxima temporada. Más de trescientos recursos móviles se activarán en la comunidad para hacer frente a las nevadas.

El dispositivo se activará solo cuando los pronósticos meteorológicos anuncien la llegada de precipitaciones de nieve en cotas inferiores a 1.000 metros. Los entresijos del plan se dieron a conocer ayer en un encuentro que reunió a la directora de Tráfico del Gobierno Vasco, Sonia Díaz de Corcuera, y a representantes de la Ertzaintza, diputaciones forales, autopistas, Atención de Emergencias y Meteorología, y Gobierno central.

La activación del dispositivo incluirá la movilización de 170 máquinas quitanieves por parte de las diputaciones y autopistas, además de la movilización, desde el Centro de Gestión de Tráfico de Euskadi de siete grúas pesadas para la retirada de vehículos de gran tonelaje. Para las tareas de coordinación y vigilancia, las diputaciones y autopistas contarán además con 130 vehículos de apoyo.

En 2016 el plan se puso en marcha en ocho ocasiones, de las que seis fueron en fase operativa

Por su parte, la Ertzaintza pondrá a disposición del operativo las patrullas de las Unidades de Tráfico, cuyo número se reforzará en la fase operativa y podrán ser apoyadas por los recursos de las comisarías.

Activaciones del año pasado

El 2016 no fue precisamente un año de nieves. Una prueba de ello es que la Dirección de Tráfico activó el plan de vialidad solo en ocho ocasiones, y en seis de ellas, cuando la cota descendió de los 700 metros, se pasó a la fase operativa. Los problemas circulatorios fueron escasos. Las grúas pesadas con carácter preventivo se movilizaron únicamente en dos ocasiones. El primer episodio tuvo lugar precisamente en estas mismas fechas, entre los días 6 y 8 de noviembre, con la cota de nieve situada en torno a los 800 metros. No obstante, aquel primer temporal apenas generó problemas circulatorios de relevancia.

Entre los días 23 y 24, también de noviembre, se pasó por primera vez a la fase operativa. Entonces, la cota descendió a los 400-600 metros. Se registraron precipitaciones muy abundantes y puertos como Herrera, Zaldiaran y Gatzaga permanecieron cerrados para todo tipo de vehículos durante la mañana del 23.

Hubo que esperar hasta enero de este año para ver la siguiente nevada. Un temporal entre los días 13 y 22. En esta ocasión, la fase operativa fue activada en dos ocasiones, durante las jornadas 13 a 15 y el martes 17. Entonces, la nieve tampoco originó incidentes significativos en la red viaria de Euskadi. No obstante durante aquel episodio, las precipitaciones originaron varios desprendimientos de tierra y rocas. En Gipuzkoa, se registró el desprendimiento del techo de un túnel de la carretera N-634 entre Zarautz y Getaria, y se tuvo que habilitar un paso alternativo.

En febrero, entre los días 5 y 9, con la cota de nieve situada sobre los 600 metros, la fase operativa fue activada en dos ocasiones, el día 5 y entre el 7-8. Hubo cierres de puertos de montaña, fundamentalmente para vehículos pesados. Durante el mes de marzo se registraron otros tres episodios con incidencias de relevancia en las carreteras vascas, ya que fueron temporales de corta duración.

El último episodio de nieve tuvo lugar entre el 26-27 de abril, con la cota de nieve situada entre los 700-1.000 metros, pero con precipitaciones de carácter débil que tampoco llegaron a generar complicaciones.

Fotos

Vídeos