Le despiden y se pega a la recepción de la empresa como protesta

Le despiden y se pega a la recepción de la empresa como protesta

Tomó una decisión drástica después de que sus superiores se negaran a atenderle

DV

La protesta de un trabajador tras ser despedido de su empresa se ha convertido en un fenómeno viral. El hombre perdió su puesto en la petrolera Chevron Malaysia Limited (Caltex) y pensó que la mejor forma de reclamar por ello fue pegándose en la entrada de las oficinas de la misma. Fadzilah Abdul Hamid trabajó para la empresa durante 17 años. En mayo recibió el comunicado que le instaba a abandonar su puesto en un plazo de 30 días a lo máximo. El motivo: supuestamente había hecho cargos a nombre de la empresa que no eran correctos durante la instalación de unos dispositivos en unas estaciones de servicio.

El hombre se defiende alegando que en la legislación de Malasia se recoge que los costes de implementación del autoservicio, «incluida la configuración de dispositivos automáticos y su calibración» correrán a cargo de la empresa petrolera.

Nunca de los trabajadores. Una protesta que recuerda a la de aquel trabajador que se opuso a su despido subiéndose al techo del supermercado donde trabajaba. Estuvo 16 horas.

Por ello, el pasado 21 de noviembre se personó en la sede de Caltex en Kuala Lumpur donde intentó reunirse con sus superiores, pero no le atendieron. Fue entonces cuando decidió pegar su mano en el suelo de la recepción de la oficina. «No me moveré de aquí hasta que no se me ofrezca una solución», afirmó el hombre a medios locales, según recoge ’20minutos’.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos