La música rock, muy pegadiza y para amantes sobrios

La música rock, muy pegadiza y para amantes sobrios. / Archivo

Cada 13 de julio se celebra el Día Mundial del Rock, un estilo musical con bastante repercusión en estudios científicos

DANIEL CABORNEROMadrid

Cada 13 de julio, en conmemoración del festival benéfico Live Aid de 1985, se celebra el Día Mundial del Rock. Y este tipo de música tiene una evidente influencia sobre las emociones porque éstas son, al fin y al cabo, respuestas neuronales. Los ritmos y la sucesión de notas estimulan diferentes áreas del cerebro, algo que muchas veces ha llamado la atención de los investigadores.

Por ejemplo, en octubre de 2012 el psicólogo musical Daniel Müllensiefen publicó su estudio 'La ciencia detrás de la canción' después de horas de trabajo en la Universidad de Londres. Ahí aseguró que escuchar música a la vez que se mantenía una relación sexual provoca en el cerebro efectos parecidos al de algunas drogas como el cannabis o la cocaína. Se puede escoger un tipo de música u otra intentando adecuarla al contexto erótico del momento, ya que las hormonas no responden de la misma manera ante el ritmo del género clásico que ante el rock.

Según constató el doctor Müllensiefen, el rock correspondía a los amantes sobrios debido a que la sensación de practicar sexo mientras se escuchaba esta música era parecida «al efecto embriagador del alcohol». Asimismo, la variante del ‘heavy metal’ influía en los hombres que segregan más testosterona y potenciando el deseo sexual. El estudio indicó que escuchar ‘metal’ libera estrógenos después de llegar al orgasmo, lo que se traduce en que se pase de energía a tranquilidad.

Canciones muy pegadizas

Una investigación de otoño de 2016, realizada por el Departamento de Música de la Universidad de Durham (Inglaterra) y dirigida por la doctora Kelly Jakubowski, se centró en la particular adicción a algunas canciones. Así, puso como ejemplo el tema "Smoke on the Water" del roquero grupo británico Deep Purple. Según dicho estudio, todo se debe a la estructura y al contenido de la canción. «Las canciones pegadizas son generalmente más rápidas, con una melodía bastante fácil de recordar pero con algunos intervalos únicos, como saltos o repeticiones que las diferencian de la canción pop promedio», comentó Jakubowski.

«Nuestros resultados muestran que se puede, en cierta medida, predecir qué canciones van a quedar atrapadas en la cabeza de la gente basándose en el contenido melódico de la canción. Algo que podría ayudar a los aspirantes a letristas a escribir un tema que pueda ser recordado», añadió la doctora de la Universidad de Durham. Eso sí, su labor corroboró que las canciones de pop son más recordadas, como "Bad Romance" de Lady Gaga o "Can't get you out of my head" de Kylie Minogue.

La lista de 20 temas

Hay quien afirma que fue una canción pegadiza lo que llevó al compositor alemán Robert Schumann hacia la locura en sus últimos años de vida. Guiados no tanto por la salud mental de los melómanos sino por pura curiosidad, un grupo de científicos de la Universidad de Saint Andrews (Escocia) profundizaron en otro estudio sobre el fenómeno ya planteado por la dra. Jakubowski.

Fueron cinco aspectos a analizar para dilucidar cuan pegadiza es una canción: la percepción (cómo se siente la gente hacia la canción), lo predecible que es la melodía, las sorpresas, la potencia melódica (el gancho que tiene) y la recepción rítmica. Pese a la aparente subjetividad, los investigadores hicieron una fórmula relacionando los parámetros y averiguar el índice de 'pegajosidad':

Percepción + (Predictibilidad – Sorpresa) + Potencia melódica + (Recepción rítmica X 1,5) = ‘Earworm’

Ese ‘Earworm’ (o ‘Gusano de oído’), que es como se conoce en inglés a este tipo de canciones, coronó a "We Will Rock You" como el tema más pegadizo. Antes de la reciente irrupción de "Despacito", y en un listado de 20 canciones, el grupo que contó con más de esas canciones fue precisamente Queen. Varias melodías ideadas por Freddie Mercury se han convertido en himnos, que se repiten en competiciones deportivas o en bandas sonoras e incluso durante convenciones políticas.

Bede Williams, uno de los colaboradores de Saint Andrews, explicó que «tienen una huella rítmica común» todas las canciones analizadas. «Si les quitamos la melodía, todas son reconocibles por su ritmo. Si piensas en el comienzo de "We Will Rock You", serías capaz de identificar el gancho que persiste durante cada canción independientemente de la melodía», insistió sobre una lista detallada aquí:

1) Queen – "We Will Rock You"

2) Pharrell Williams – "Happy"

3) Queen – "We Are The Champions"

4) The Proclaimers – "I'm Gonna Be (500 Miles)"

5) The Village People – "YMCA"

6) Queen – "Bohemian Rhapsody"

7) Europe – "The Final Countdown"

8) Bon Jovi – "Livin' On A Prayer"

9) James Pierpoint – "Jingle Bells"

10) Baha Men – "Who Let The Dogs Out?"

11) Psy – "Gangnam Style"

12) Rick Astley –"Never Gonna Give You Up"

13) Journey – "Don't Stop Believin"

14) Mark Ronson – "Uptown Funk"

15) Taylor Swift – "Shake It Off"

16) Michael Jackson – "Beat It"

17) Kaiser Chiefs – "Ruby"

18) The Rocky Horror Show – "The Timewarp"

19) Meghan Trainor –"All About The Bass"

20) Culture Club – "Karma Chameleon"

Fotos

Vídeos