El mundo subterráneo como escala a Marte

Nubes sobre la lava de Marte. /ESA/Roscosmos/CaSSIS
Nubes sobre la lava de Marte. / ESA/Roscosmos/CaSSIS

Cuevas, túneles y construcciones volcánicas sirven como campo de pruebas para futuras misiones al Planeta Rojo

R. C.

Después de que el hombre pisara la Luna y de que sus robots recorrieran el sistema solar el próximo objetivo para la humanidad en el espacio parece ser Marte, el planeta más cercano. No obstante, los plazos para visitar el Planeta Rojo se han ido retrasando a pesar del optimismo del emprendedor Elon Munsk -fijó la fecha en 2024- porque antes de asentarse parece prudente conocer bien el lugar.

Los últimos avances se han dado en las profundidades de la Tierra. Los diferentes investigadores han elegido las entrañas del planeta porque consideran que se aproxima a las condiciones que se podrían encontrar en Marte. «Algunos de los lugares más interesantes para la exploración planetaria se encuentran bajo nuestros pies», recuerda en la web oficial de la Agencia Espacial Europea (ESA) Charles Cockell, director del Centro de Astrobiología del Reino Unido. Es uno de los promotores de las investigaciones que se han fraguado en la mina de Boulby (noreste de Inglaterra), lugar en el que se adentrarán a un kilómetro de profundidad una treintena de investigadores para diferentes pruebas y experimentos. Después, otro equipo con más de 70 expertos visitará Lanzarote para desarrollar herramientas y técnicas de muestreo en sus tierras volcánicas.

El motivo por el que se ha apuntado hacia el subsuelo es que una de las posibilidades más sugerentes para colonizar otros planetas sería aprovechar o construir residencias subterráneas. Los exploradores podrían vivir bajo tierra, en canales de lava o cavernas de la Luna y Marte, ya que ofrecen los entornos más adecuados para establecer asentamientos humanos, según la ESA. Las diferentes misiones han comprobado que en el planeta más cercano hay grandes flujos de lava (tiene los conos volcánicos en escudo más grandes del sistema solar) y una atmófera mortal para el ser humano sin equipos adecuados. Por eso Munsk ha levantado ya una compañía de tuneladoras para sus pioneros

Gracias a las investigaciones y a las pruebas en el mundo subterráneo se acerca el día en que los humanos podrían intentar pisar Marte. No obstante, por el momento los hombres tendrán que sentir envidia de las máquinas porque el siguiente aventurero que acuda al Planeta Rojo será un robot explorador (con fecha de destino fijada en 2020).

Fotos

Vídeos