Cien euros en vacunas, 300 en comida... ¿Cuánto cuesta mantener a una mascota?

Las vacunas del primer año suponen una parte importante del gasto. /FOTOLIA
Las vacunas del primer año suponen una parte importante del gasto. / FOTOLIA

El coste anual mínimo de un perro o un gato para las arcas familiares supera los 300 euros y, según algunos estudios, puede dispararse hasta superar los 800 en el caso de los canes de gran tamaño

SOLANGE VÁZQUEZ

De 40 a 50 euros El chip, obligatorio para perros y aconsejable para gatos 'viajeros'

En Euskadi es obligatorio que los perros tengan colocado el chip de identificación desde el primer mes su nacimiento o desde su adquisición. La colocación de esta pequeña cápsula de cristal especial -del grosor de un grano de arroz y en cuyo interior hay un código, una especie de DNI- se realiza con una inyección subcutánea y cuesta, aproximadamente, de 40 a 50 euros.«Su colocación es una de las peleas fuertes que tenemos los veterinarios. Se estima que alrededor de un 30% de los perros se quedan sin identificar», indica Bikandi. Paras los gatos no es obligatorio, pero hay que tener en cuenta que si vas a viajar con él al extranjero, deberás ponérselo, porque, de lo contrario, no puedes tener acceso a su pasaporte-cartilla, que es su documento de identificación oficial. Lo mismo ocurre con los hurones.

Unos 100 euros el primer año Vacunas

Las vacunas, sobre todo el primer año, son un gasto importante y rondan los 100 euros, en el caso de perros y gatos, según un reciente estudio del comparador de precios idealo.com. La mayoría son obligatorias. Otras, no. Como la de la rabia, que no es perceptiva en Euskadi -aunque se está trabajando en ello-, pero sí en el resto de comunidades. No obstante, es aconsejable desde el punto de vista sanitario y también si se va a viajar con la mascota. «A veces nos traen un animal para vacunar y el dueño dice ‘jo, qué caro’. Por eso hay que pensar antes si te puedes permitir o no una mascota. Es como si comprarte un BMW... ¿vas a poder mantenerlo después? Si crees que no, no te lo compras», explica. Según apunta Bikandi, hay que tener en cuenta que cualquier acto clínico en la consulta de un veterinario está cargado con un 21% del IVA. «Antes era el 8%. Y, claro, esto ha tenido repercusión», añade. De hecho, ven muchos casos de dueños que han demorado demasiado la visita al veterinario, quizá por miedo a la factura. «Lo vemos más de lo que nos gustaría», desliza.

De 300 a 400 euros...si no son grandes Alimentación

En este capítulo, el margen es muy amplio. El gasto difiere mucho dependiendo de la especie, del tamaño del animal y, sobre todo, de la calidad de los productos. Hay quien aprovecha las sobras de comida humana -cosa que los veterinarios no aconsejan-, quien compra productos gourmet, quien adquiere el alimento en el veterinario según las necesidades específicas de las mascotas... y quienes recurren a Internet para intentar ahorrar un poco, aunque a veces les sale el tiro por la culata y «se encuentran en casa con un montón de kilos de pienso que no le va bien al animal y que tienen que tirar». Una mala alimentación puede causarle a las mascotas diabetes, problemas renales, obesidad... «A veces, lo barato sale caro», recalca el vicepresidente de los veterinarios vizcaínos. Según el estudio de idealo.com, los gatos gastan unos 400 euros al año en comida y un perro de tamaño medio -de unos 12 kilos y que consuma 230 gramos de pienso al día- unos 311 (los pequeños 311 y los grandes, 678 ).

Rascadores y trasnsportines: 10 euros los más baratos Juguetes y accesorios... no son sólo caprichos

Por supuesto, si el dueño de una mascota quiere reducir gastos, hay cosas que puede considerar que no son prioritarias. Sin embargo, pueden ser importantes para la calidad de vida del animal. Por ejemplo, los juguetes y algunos accesorios, como los rascadores para los gatos (desde 10 euros los más sencillos). Todo aquello que les ofrezca estímulos que quizá no tengan por su vida doméstica. Por ejemplo, el transportín para los gatos (desde diez euros). ¿Es indispensable? Para los traslados es necesario, pero también les sirve de ‘escondrijo’ en casa y les tranquiliza muchas veces meterse dentro.

De 200 a 400 euros Esterilizar a la mascota

Esterilizar a un perro cuesta entre 400 y 450 euros -según el peso del animal-, mientras que el precio para los gatos oscila entre 200 y 300 euros. ¿Nos podemos ahorrar este paso? Claro. Pero es aconsejable, sobre todo, antes de que tengan el primer celo. «Mejoras ciertas conductas. Los machos son menos propensos a las peleas, aunque mantengan su carácter y las hembras tienen menos problemas derivados del celo. También evita patologías como ciertos tumores, el continuo marcaje. Y, por supuesto, así impides camadas indeseadas o que te roben el animal, si es de raza, para la cría», detalla Bikandi. «No es un sacacuartos», añade.

de 10 a 15 euros al día Hoteles para el verano

El momento de las vacaciones, sobre todo las de verano, es uno de los más tristes para muchas mascotas. Se trata un poco la hora de la verdad, cuando algunos desaprensivos deciden abandonar a sus animales porque se dan cuenta de que es un ‘estorbo’ para sus viajes y sus planes estivales. Los responsables, sin embargo, o se los llevan consigo o se los dejan a alguna persona de confianza... o pagan. «Este tipo de servicios han ido mejorando. Lo hacen bien y trabajan con veterinarios», afirma Bikandi. Los precios van de los 10 a los 15 euros por día. Otro desembolso a tener en cuenta.

72 euros en arena y 10 euros en champú La higiene

Las mascotas echan pelos, hacen sus necesidades, pueden tener parásitos... y hay que mantenerlas limpias a ellas y a su entorno. Así, los dueños de gatos han de tener en cuenta que tienen que comprar una caja de arena -solo en arena se van unos 72 euros al año-, con su recogedor y su cepillo (unos 20 euros). Y para adecentar a un perro en casa se precisa de champú especial (10 euros), cepillo y producto antiparásitos, lo que supone, según estimaciones de idealo.com unos 30 euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos