Otra muerte en la carretera entre Irun y Pamplona y van tres en diez días

El transportista fallecido cruzaba la carretera por este punto para regresar al camión de la empresa Margutsa.
El transportista fallecido cruzaba la carretera por este punto para regresar al camión de la empresa Margutsa. / J.A. GOÑI

Una mujer de 35 años fallece tras ser arrollada por un turismo en un paso de peatones de Pamplona

A. L. SAN SEBASTIÁN.

La carretera N-121-A que une Gipuzkoa con Navarra sigue haciendo honor a su dramática historia. En apenas diez días, tres personas han perdido la vida en dos siniestros de tráfico. El pasado día 13, la colisión entre dos vehículos a la altura de la localidad de Etulain, se saldó con dos fallecimientos. Una de las víctimas era un hombre de 93 años que perdió la vida en el mismo lugar. La otra era una joven de 20 que murió seis días más tarde. La relación de fallecidos aumentó a última hora del pasado jueves. Un transportista de Torrelavega, de 43 años de edad, fue atropellado cuando cruzaba la carretera cerca de Sunbilla.

La víctima había estacionado su camión articulado en el área de servicio donde se encuentra la inspección técnica. Desde este lugar, el chófer se dirigió al restaurante Elor Txuri que se encuentra al otro lado de la carretera.

Sobre las doce menos diez de la noche y después de cenar, el conductor, perteneciente a la empresa Margutsa, decidió regresar a su vehículo. La víctima comenzó a cruzar los tres carriles existentes en el lugar. Fuentes de la investigación indicaron que lo hacía sin chaleco reflectante y, según testigos presenciales, al mismo tiempo parece que estaba mirando su móvil.

Un automovilista que en aquel momento circulaba por el lugar logró esquivar al peatón. Quien no pudo hacerlo fue el conductor de una furgoneta, un joven de 19 años, domiciliado en Santesteban, que lo arrolló. La víctima falleció en el acto sin que los sanitarios pudieran hacer nada por su vida.

Hasta el lugar acudieron patrullas de la Policía foral y un equipo de atestados que investiga las causas del accidente.

Siniestro mortal en Pamplona

Pero este no fue el único siniestro mortal registrado ayer en Navarra. En el barrio pamplonés de la Rochapea, una mujer de 35 años falleció arrollada por un coche en un paso de peatones.

Los hechos tuvieron lugar en el cruce de la avenida Marcelo Celayeta y la calle Bernardino Tirapu, regulados por semáforos. La violencia del golpe desplazó a la víctima más de quince metros hasta el centro del cruce. La fallecida, según los testigos, volvía de comprar el pan.

Según los citados testigos, el vehículo circulaba a una velocidad muy superior a la permitida, de 50 kilómetros por hora. Estos mismos testigos aseguran que en el momento del atropello, el semáforo se encontraba en verde para los peatones. La Policía Municipal de la capital ha abierto una investigación para esclarecer las circunstancias del suceso.

Fallece arrollado por el Metro. Un hombre falleció ayer arrollado en la estación del Metro de Santutxu, en Bilbao. El suceso tuvo lugar a las diez de la mañana, en lo que todo apunta fue un suicidio. Debido al suceso, el tráfico ferroviario quedó interrumpido. El metropolitano bilbaíno recuperó la normalidad a las 11.46 horas.

Fotos

Vídeos