Diario Vasco

Archivado el caso del envenenamiento con cicuta de los mellizos de Lekeitio

  • El juzgado de Gernika sobresee la investigación a petición de la Fiscalía porque no se puede acreditar la participación del padre en la intoxicación de los hermanos, uno de los cuales falleció

El Juzgado de Instrucción número 4 de Gernika ha archivado, a petición de la Fiscalía, el caso del envenenamiento con cicuta de los mellizos de Lekeitio. Lo hace porque no ha podido acreditarse durante la instrucción la participación directa del padre en la intoxicación de los hermanos, uno de los cuales falleció en julio de 2015, a pesar de que durante la investigación de la Ertzaintza se encontró en su domicilio un exprimidor con restos de cicuta y un ordenador con un vídeo en el que se grabaron diversas plantas tóxicas.

La Fiscalía, única acusación personada en la causa, ha solicitado el archivo de la investigación, ya que entiende que «no puede quedar probada su participación» porque su vivienda «no fue precintada» ni se practicó «prueba alguna» para detectar las huellas dactilares y comprobar por quién fue usado ese exprimidor.

La intoxicación con cicuta se produjo el 26 de junio de 2015 en Lekeitio y, como consecuencia de ello, los dos hermanos tuvieron que ser trasladados a un centro hospitalario. Uno de ellos falleció finalmente. Posteriormente, el padre de los dos hermanos fue detenido y el juez decretó libertad provisional para él, aunque le impuso una serie de medidas cautelares.

En relación a la madre de los hermanos, se indica en el auto que de la entrada y registro que se llevó a cabo en su domicilio, del estudio de su ordenador y de su teléfono móvil, así como del análisis de las conversaciones mantenidas con sus allegados, no se deduce «intervención que pudiera dar lugar a responsabilidad penal». Respecto al amigo de la familia, que también fue investigado, la resolución manifiesta que su única participación en los hechos fue acudir en auxilio del menor, a petición de la mujer, y recuerda que abandonó el domicilio al creer que la situación estaba controlada.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate