Diario Vasco

Así surca el cielo uno de los aviones de combate más rápidos del mundo

  • Un vídeo muestra el entrenamiento del piloto de un MiG-31 ruso

¿Quieres ver lo que siente el piloto de uno de los aviones de combate más rápidos del mundo? Un vídeo subido a las redes sociales ofrece espectaculares vistas desde la cabina del piloto de un interceptor supersónico Mikoyan MiG-31 (Foxhound, según la nomenclatura de la OTAN). En las imágenes se muestra un vuelo de ejercicio en la estratosfera realizado la pasada semana en el Lejano Oriente ruso.

En el vídeo se observa cómo desde la cabina se puede ver a otra aeronave que participa en el ejercicio como objetivo en el transcurso de "un combate aéreo simulado" sobre la península de Kamchatka, la zona más oriental de Rusia, según un comunicado de la Flota del Pacífico citado por Interfax.

"El entrenamiento de combate se centró principalmente en el ejercicio de técnicas de combate aéreo con maniobras de combate –ofensivas y defensivas– en altitudes elevadas", detalla el comunicado.

El principal reto de volar en la estratosfera, o atmósfera superior, consiste en que el aire a estas alturas es muy enrarecido. Cuando un avión alcanza una altura de más de 10 kilómetros, se reduce la capacidad de su motor y esto hace que sea difícil manejar la aeronave.

El MiG-31 puede alcanzar una altitud de 30.000 metros y es capaz de derribar incluso satélites de órbita baja a una altitud de hasta 120 kilómetros. También es capaz de interceptar blancos que vuelen a velocidades que superan hasta cinco veces la del sonido.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate