Diario Vasco

Instan al Gobierno Vasco a actuar para frenar la desigualdad entre alumnos

  • Save the Children realiza un estudio que concluye que está fallando la función de cohesión social de la educación en Euskadi

La organización de apoyo a la infancia Save the children ha instado al Gobierno Vasco a tomar medidas al considerar que está fallando la función de cohesión social de la educación en Euskadi, donde cada vez es mayor la segregación del alumnado más desfavorecido, que «es el que se sigue quedando atrás».

Save the children ha elaborado el estudio 'Necesita Mejorar. Por un sistema educativo que no deje a nadie atrás', que cuenta con un anexo dedicado al País Vasco, en el que se analiza el sistema de becas, la etapa de cero a tres años, la segregación escolar y su influencia en el fracaso escolar de los niños pertenecientes a familias con menos recursos.

El responsable de Sensibilización y Políticas de Infancia de la organización en Euskadi, Iñaki Alonso, ha señalado a Efe que esos tres aspectos tiene especial relevancia en la educación vasca, ya que aunque se sitúa como puntera en el Estado en muchos informes, no evita que «la desigualdad siga aumentando entre este tipo de alumnado y el resto, y que se sigan quedando atrás siempre los mismos».

El documento denuncia como uno de los factores que favorecen la desigualdad la concentración creciente en determinados centros educativos del alumnado que pertenece a las familias con menos recursos, monoparentales, de origen extranjero y de etnia gitana.

Denuncia que son los centros públicos los que escolarizan de manera mayoritaria a estos alumnos y señala que los criterios que permiten esta segregación están relacionados con la adjudicación de puntos en el proceso de matriculación por parte de determinados colegios que son «contrarios a la equidad» y con el pago de cuotas en los centros concertados.

Garantizar la equidad

El informe recoge las mismas recomendaciones para todo el Estado y propone «planes de política educativa de lucha contra la segregación escolar» que garanticen la equidad. Así, plantea establecer «ratios mínimos y máximos» de alumnado con estos perfiles por centros en la misma zona de escolarización y definir mecanismos de control dirigidos a «corregir y vigilar» las situaciones que contribuyen a la segregación.

Alonso precisa que en Euskadi no se hace hincapié en establecer unos ratios obligatorios porque pueden provocar «segregación dentro de la segregación», sino que se pone el foco en la necesidad de «equilibrar el número de alumnado» con este perfil.

Recuerda que el Gobierno Vasco siempre pone en valor la función de cohesión social de la escuela que, según ha insistido, «es evidente que ahora no está funcionando» y que es un «reto que la sociedad debe afrontar».

Save the children demanda planes de acción positiva en los colegios «con mayor complejidad social» y emplaza a las administraciones educativas a promover el modelo de «contrato-programa» para los colegios que escolaricen al alumnado más desfavorecido.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate