Diario Vasco

Gente que se deja querer

Gente que se deja querer
  • La agenda está llena de contactos que no toman iniciativas para invitarte a salir ni llaman para ver qué tal te va la vida, esa gente con la que tan sólo tenemos trato si somos nosotros quienes les llamamos a ellos

“Dejarse querer” era lo que yo entendía que podían permitirse las chicas guapas de cuando andábamos por los quince, aquéllas que habían recibido la belleza como un premio sin que hubieran hecho nada especial por merecerlo y que caminaban un par de palmos por encima de las demás como si fueran diosas.

Leer más sobre 'Gente que se deja querer'