El Gobierno Vasco cubrirá, «de forma provisional», el amianto existente en Altza

Concentración ante los juzgados de San Sebastián el pasado mes de junio.
Concentración ante los juzgados de San Sebastián el pasado mes de junio. / FRAILE

La intervención estará terminada antes de que comience el curso en el colegio público próximo al área contaminada

EUROPA PRESS

El Departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco ha anunciado que se ocupará de cubrir, "de forma provisional", el amianto existente en el barrio de Altza en San Sebastián. La intervención urgente, realizada de acuerdo con el Ayuntamiento, estará terminada antes de que comience el curso en el colegio público próximo al área contaminada con el fin de "evitar cualquier riesgo".

En un comunicado, el Departamento de Medio Ambiente, Planificación Territorial y Vivienda del Ejecutivo Vasco ha informado de que va a ocuparse de acometer de forma subsidiaria las medidas provisionales de cubrición del amianto existente en la zona más próxima al colegio público de Altza, el área considerada "de mayor riesgo potencial" por los depósitos de este material existente en el barrio donostiarra.

La intervención se realiza atendiendo la petición expresa hecha en la reunión del 7 de julio por el Ayuntamiento de San Sebastián, que es, según el Gobierno Vasco, "quien debe abordar la solución definitiva para descontaminar la zona, utilizada como vertedero por la planta de Fibrocementos Vascos y cerrada en 1981, y siguiendo las recomendaciones de la Dirección de Salud Pública del Gobierno Vasco y de Osalan".

Las mismas fuentes han indicado que, en estos momentos, "se está ultimando el proyecto para proceder a contratar los trabajos". El Departamento de Medio Ambiente se ha fijado como plazo para su finalización el próximo 8 de septiembre, "pese la complejidad de los trabajos y el escaso tiempo disponible".

La actuación "urgente" consistirá en la cobertura provisional de las zonas más expuestas. Previamente se desbrozará el terreno acotado, se echará una capa de tierra y se cubrirá con una lámina de polietileno para evitar que el amianto se libere a la atmósfera. Las medidas se complementan con el vallado de la zona, reforzado recientemente por el Ayuntamiento con el fin de impedir el acceso de la ciudadanía a las zonas más expuestas.

Asimismo, se llevará a cabo un Plan de Vigilancia Ambiental del amianto mediante la realización de campañas de medición de calidad del aire en el entorno con los medios técnicos de la Red de Control de Calidad del Aire de Euskadi. La primera campaña, realizada entre los días 20 y 22 de junio, vino a corroborar las mediciones realizadas por el Ayuntamiento, arrojando resultados negativos respecto a la presencia de fibras de amianto en el aire. Esta campaña se está repitiendo entre los días 10 y 17 de julio y se intensificará durante los trabajos de cubrición.

Una vez iniciado el curso escolar y finalizada la ejecución de las medidas provisionales, se realizará una nueva campaña de medición de calidad del aire exterior para verificar la inexistencia de fibras de amianto en el aire.

Inicio del curso

En todo caso, el Gobierno Vasco ha asegurado que la actuación estará terminada "antes del comienzo el curso en el colegio público de Altza, situado junto a la zona afectada".

Según ha apuntado, ya se están manteniendo reuniones con Osalan al objeto de "optimizar el Plan de Actuación y acometer los trabajos con la mayor protección a los trabajadores y a terceras personas, al tiempo que se está tratando de reducir al máximo posible los plazos administrativos y de contratación previos al inicio de las obras".

El Ayuntamiento donostiarra deberá adoptar una solución definitiva una vez haya completado todas las investigaciones sobre el suelo necesarias para delimitar el alcance de la contaminación y estudiar las posibles alternativas.

Fotos

Vídeos