El escaño del concejal de EH Bildu Jaka, vacío

El Salón de Plenos del Ayuntamiento donostiarra lució ayer algo más vacío de lo habitual. El sillón de Axier Jaka quedó sin ocupar tras la renuncia del concejal de EH Bildu por decisión personal y profesional. Tras seis años en la corporación municipal y con responsabilidades de gobierno durante el mandato de Juan Karlos Izagirre, Jaka considera que ha cumplido su cometido como edil y que el ecuador de la legislatura es el momento adecuado para proceder a su relevo. Le sustituye el que fuera coordinador de Alternatiba Ayem Oskoz, donostiarra de 32 años y trabajador social de profesión como Jaka. Por una cuestión de trámites y plazos, Oskoz no pudo sentarse ayer junto al resto de delegados de la coalición abertzale. El Pleno aprobó en su primer punto del orden del día la toma de conocimiento de la renuncia al cargo presentada por Jaka.

Fotos

Vídeos