Centro, Intxaurrondo y Amara Berri concentran un 33% de las actuaciones de Bomberos en 2017

Actuación de los Bomberos tras registrarse un desprendimiento de fachada entre las calles Garibai y Peñaflorida./SARA SANTOS
Actuación de los Bomberos tras registrarse un desprendimiento de fachada entre las calles Garibai y Peñaflorida. / SARA SANTOS

El concejal del PNV Martin Ibabe destaca el aumento de los rescates y la tendencia a la baja de las intervenciones por fuego en los últimos años

JORGE F. MENDIOLASAN SEBASTIÁN.

Los Bomberos de Donostia han realizado este año un total de 2.243 intervenciones dentro del término municipal, incluidas las originadas ayer por el temporal y a falta de cuatro días para el final de 2017. Por barrios, el Centro, Intxaurrondo y Amara Berri concentran casi un 33% de las actuaciones, un porcentaje que ha crecido en los últimos tiempos debido, en buena parte, al boom turístico.

El concejal de Seguridad Ciudadana y Protección Civil, Martin Ibabe, explica que el Centro ocupa el primer puesto en el ranking -con 318 intervenciones- por ser el barrio en el que mayor actividad se desarrolla. Aquí están muchas de las tiendas, bares, restaurantes y oficinas de la ciudad, con el consiguiente volumen de personas y desplazamientos que atraen. Además, el Muelle y la playa de La Concha son una fuente de incidencias y rescates acuáticos, en los que los Bomberos dan apoyo a otros recursos como Salvamento Marítimo o Cruz Roja.

De Intxaurrondo, el segundo barrio que más actuaciones ha registrado desde enero, el delegado del PNV recuerda que «es muy extenso en cuanto a superficie y así se refleja en las estadísticas». En esta zona los Bomberos han realizado 228 salidas, 43 más que en 2016.

El boom turístico es una de las razones del incremento del número de actuaciones en el litoral y las carreteras

Los fines de semana son los días con menos salidas por la caída de la actividad y de los desplazamientos

La tercera posición de Amara Berri, con 188 -11 más que el pasado curso-, no sorprende a Ibabe. «Es el barrio más poblado de la ciudad y, aunque no recibe tanto turismo, tiene un elevado número de habitantes». Gros (153 actuaciones) y Altza (152), áreas de gran densidad poblacional, completan el top 5.

La tipología de las intervenciones también ha sufrido variaciones de unos años a esta parte. En 2017 han sido 945 asistencias, 542 salidas por fuego, 386 rescates y 331 operaciones de prevención. Como asistencia se catalogan actuaciones por desprendimientos de fachadas, balsas de agua, etcétera.

«Las intervenciones por fuego están bajando y eso es bueno», subraya el responsable de Protección Civil, quien considera que ofrecer estos datos a la ciudadanía contribuye a conocer la «cada vez más amplia variedad» de incidencias que cubren los integrantes del parque de Garbera.

Crecen los rescates (19 más que en 2016), una tendencia que viene de lejos y que este verano se ha acentuado con el aumento del número de 'habitantes' del municipio por la llegada de los turistas y excursionistas. Son sobre todo acuáticos -vinculados a la temporada veraniega, las playas...- y en carretera por accidentes de tráfico.

Prevención y otros

Dentro de las actuaciones de prevención se incluyen muchas de las que provocan borrascas como 'Bruno' u otros fenómenos meteorológicos adversos. Por ejemplo, acotar un área porque un árbol amenaza con venirse abajo. Las 2.243 intervenciones computadas hasta ayer se completan con el capítulo de otros, un cajón de sastre en el que cabe casi de todo. «Lo inimaginable», apunta el edil jeltzale. Se trataría de aquellas cuestiones en las que «al final se decide que intervengan los Bomberos para dar una solución» porque el resto de cuerpos y servicios no pueden resolverlas.

La distribución de las salidas por meses no guarda correlación entre un año y el anterior. Es muy variable y depende de multitud de factores. «Así como hay años en los que en verano se disparan las actuaciones, hay otros en los que las incidencias aparecen más repartidas», asegura Ibabe. Sin ir más lejos, en 2017 ha sido marzo, con 225, el mes que más intervenciones de Bomberos ha requerido, mientras que en 2016 fue agosto (247), en 2015 noviembre (259) y en 2014 octubre (272).

El reparto por días de la semana sí ofrece una comparativa más homogénea de un ejercicio a otro. En 2017, los miércoles han sido los más intensos con un total de 344 actuaciones, seguidos de los jueves con 341. El pasado año fueron los viernes, con 351 salidas, pero se repite un patrón los fines de semana: los sábado y domingos, al caer la actividad y los desplazamientos, son habitualmente los días de menor trabajo para los Bomberos.

Ibabe anuncia que estos y otros datos actualizados pueden encontrarse ya en la web del Ayuntamiento, dentro del apartado de Seguridad Ciudadana. «Es un ejercicio de transparencia, para que los donostiarras sepan en qué se gastan los recursos municipales y qué tareas desempeña el cuerpo», concluye el concejal del PNV.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos