El camino hacia una ciudad sin puntos críticos para la mujer

La entrada al pasadizo subterráneo del apeadero de Loiola se ha adecentado. / FOTOS: ARIZMENDI

La desaparición de Carlos I y la mejora del acceso a Cristina Enea y del apeadero de Loiola, marcan los avances de este 2017

DANI SORIAZUSAN SEBASTIÁN.

Zonas mal iluminadas, esquinas, recovecos, portales escondidos, pasos subterráneos oscuros... La lista de espacios que pueden ser considerados como puntos críticos para las mujeres no es corta y el trabajo en esta materia es importante y muy sensible. Donostia va dando pasos para convertirse en una ciudad más amable en la que una mujer pueda caminar sin miedo, pero para ello, tal y como destaca la concejala de Igualdad, la socialista Duñike Agirrezabalaga, no sólo hay que incidir en el desarrollo de un urbanismo con perspectiva de género, que contemple la eliminación de elementos que afecten a la seguridad. También se debe avanzar en un aspecto clave como es el de involucrar a toda la sociedad para que pueda empatizar con esas mujeres que puedan sentirse en riesgo al pasar por determinados zonas o caminos aislados o muy poco transitados.

Pero mientras se avanza poco a poco en sensibilización, durante este 2017 desde el Ayuntamiento se ha seguido trabajado en la eliminación de algunos de los puntos negros que el Ayuntamiento de San Sebastián tiene contemplados en su mapa de puntos críticos, y que se desarrolla junto a otros colectivos y asociaciones del ámbito de la Igualdad así como asociaciones vecinales implicadas.

A comienzos de este año ya había desaparecido por completo el pasadizo subterráneo de Carlos I, que había caído en desuso desde la creación de varios pasos peatonales en la superficie. Este verano también se ha inaugurado el nuevo camino que une la pasarela Mikel Laboa -en Riberas de Loiola- y el parque de Cristina Enea, que no sólo ha rebajado la pendiente, sino que su ejecución se ha llevado a cabo con perspectiva de género para alejar el murete perimetral de esta vía y evitar así un efecto trinchera. Y anteriormente se han ejecutado otras obras pendientes como son la mejora de los ascensores de Larratxo o la desaparición de Errondogaña.

«Hay que actuar en el apeadero de Ategorrieta o Podavines, entre otros», dice EH Bildu

«Sólo se han gastado 24.000 euros de los 150.000 que hay para eliminar puntos negros», señala Albistur (PP)

Por su parte, estas últimas semanas han terminado los trabajos de reparación y adecuación del paso subterráneo del apeadero de Renfe de Loiola -junto a Txomin-. Era una petición que los vecinos llevaban tiempo realizando y que el consistorio ha podido acometer gracias a que Adif ha concedido los permisos para ello. El apeadero y el paso bajo las vías presenta ahora un mejor aspecto ya que se ha limpiado y pintado, se ha mejorado su iluminación y se han colocado espejos en las zonas más comprometidas.

Trabajo por hacer

No obstante todavía quedan otros puntos en los que actuar. La concejala de EH Bildu, Naiara Sampedro, señala que en la última reunión mantenida con los responsables de Igualdad se indicó que «todavía quedaba pendiente la revisión de puntos conflictivos como Podavines, Txaparrene, Zarategi, así como las escaleras que bajan de Herrera a Trintxerpe». También destaca que, además del trabajo llevado a cabo con Adif en Loiola, habría que actuar en otros apeaderos como el de Ategorrieta «para mejorar la accesibilidad y la iluminación». A ellos se suman otras zonas en las que están previstas otras actuaciones como el túnel de la calle Ermita, en Altza, algunas partes del camino de Ulia, el pasadizo de Oleta o el camino a Garbera desde Larratxo, entre otros.

Sampedro también opina que «desde que se conformó el nuevo gobierno municipal, se viene realizando una reunión anual» y que la última se produjo en el mes de marzo donde «quedó claro que las asociaciones estaban muy descontentas con la gestión de este asunto», asegura.

Por su parte, la portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento, Miren Albistur, critica que en los últimos tres años sólo se han gastado 24.000 euros de los casi 150.000 que ha habido disponibles en los presupuestos municipales para destinar a partidas de eliminación de puntos críticos. «Ya que estamos de acuerdo en que hay deficiencias que corregir y, ya que hay dinero, usémoslo para ejecutar estas actuaciones», apremia Albistur.

Las actuaciones para la eliminación de puntos críticos se coordinan entre distintos departamentos como Igualdad, Urbanismo o Vías Públicas. Por lo que aunque no se hayan utilizado esas partidas no quiere decir que no se haya invertido dinero en la mejora de algunas zonas, como es el caso del acceso a Cristina Enea (la obra completa costó 158.000 euros) y el reacondicionamiento del apeadero de Loiola ( 67.000 euros).

En cualquier caso, las estadísticas indican que todavía se debe seguir trabajando. Según el balance de criminalidad del primer semestre de 2017, en San Sebastián casi se duplicaron los casos de delitos sexuales comparados con el mismo periodo de 2016, pasando de 10 delitos a 18.

Cámaras y ascensores

El diseño de los 18 ascensores que hay a día de hoy en la ciudad cuenta con las recomendaciones establecidas por el departamento de Igualdad, como son el uso de materiales transparentes en la estructura y la cabina, para que cualquiera que pase por los alrededores pueda ver lo que está ocurriendo en el interior. También se contempla la eliminación de puntos ciegos e instalar una buena iluminación en las zonas de acceso.

Y en estos momentos el Ayuntamiento estudia la posibilidad de instalar cámaras de seguridad en todos estos elevadores. La concejalía de Movilidad anunció en las comisiones de Pleno hace unas semanas que su departamento analiza las distintas opciones tecnológicas disponibles en el mercado y los requisitos legales a cumplir en lo referente a la protección de datos.

La edil jeltzale, Pilar Arana, avanzó en aquel momento que ya están en marcha las consultas y reuniones con responsables de la Guardia Municipal y Mantenimiento Urbano con el objetivo de definir quién y cómo se encargará de controlar y gestionar las imágenes.

Más

Fotos

Vídeos