Diario Vasco

Un informe técnico estima «positivo» el impacto de la ampliación de Garbera

Proyecto de ampliación del centro comercial Garbera.
Proyecto de ampliación del centro comercial Garbera.
  • Gasco comparte las conclusiones del documento que apuesta por «adaptarse a las nuevas tendencias que benefician al comercio de la ciudad en su conjunto»

Técnicos municipales valoran positivamente la ampliación de Garbera en 25.000 metros cuadrados -18.500 de superficie comercial- y así lo recogen en un informe elaborado por la Sociedad de Fomento San Sebastián. Cuatro páginas que le servirán al delegado de Impulso Económico, Ernesto Gasco, para responder a la moción que presentará EH Bildu en el Pleno de hoy.

La coalición abertzale reprochó al gobierno municipal haberse valido «exclusivamente» de un análisis de impacto comercial realizado por la gestora de Garbera, Unibail Rodamco, que consideran sesgado «por ser la propia empresa la que ha contratado el informe». A este hecho, añadieron que el documento no hace mención a las consecuencias que pueda tener en la ciudad a cinco años vista, teniendo en cuenta la llegada de un nuevo recinto a Illunbe.

El edil socialista responderá hoy en el Salón de Plenos que si bien sería preciso conocer «la definición exhaustiva de las marcas comerciales contratadas o el sistema de ventas», la repercusión «positiva es innegable» a nivel de atracción de clientes, generación de empleo directo e indirecto y la consiguiente articulación de políticas de colaboración entre los diferentes formatos para lograr que «beneficien al comercio de la ciudad en su conjunto como marca identificativa».

El documento al que ha tenido acceso DV precisa que durante la fase de construcción se generarán entre 500 y 600 puestos de trabajo, otros 500 nuevos empleos directos de carácter fijo en el futuro Centro y otros 800 o 1.000 nuevos puestos indirectos, unas cifras que consideraron que compensarán los puestos de trabajo que se han visto perjudicados por el cierre de once comercios durante 2015.

Impacto en el comercio

En la misma línea, Gasco sostuvo que pese a que la reducción del comercio sea un fenómeno «generalizado», la densidad comercial de Donostia -15,3 establecimientos por cada mil habitantes- es la más elevada de las tres capitales vascas.

Así, el informe, que no menciona de forma directa el impacto por la llegada de Illunbe, apoya la adaptación a los nuevos conceptos comerciales y el incrementó de la oferta y su variedad, y lo hace bajo la premisa de evitar la fuga de capacidad adquisitiva a otros territorios o comunidades y la atracción de clientes que a día de hoy optan por desplazarse a otras superficies de Bizkaia, Navarra o Francia. No obstante, el delegado de Impulso Económico subraya que la ampliación de Garbera deberá desarrollar medidas «inclusivas» de los barrios colindantes (Altza, Intxaurrondo, Egia y Loiola) para mejorar su atractivo. «Garbera será la locomotora de estos barrios», apuntó.

Respecto al impacto sobre el tejido comercial, apuesta por orientar recursos a promover el comercio de proximidad en estrecha relación con asociaciones de los propios barrios con medidas como «el apoyo a alquileres, bonos de compra, relevo generacional, ayudas a la incorporación tecnológica...», subrayó el edil.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate