Diario Vasco
La única fotografía disponible del funicular del monte Puio procede del 'Álbum gráfico-descriptivo del País Vascongado; 1914-1945. Tomo Guipúzcoa', editado por Rafael Picavea y Leguíata.
La única fotografía disponible del funicular del monte Puio procede del 'Álbum gráfico-descriptivo del País Vascongado; 1914-1945. Tomo Guipúzcoa', editado por Rafael Picavea y Leguíata.

La Asociación de Amigos del Ferrocarril recuerda el desaparecido funicular de Puio

  • Ha organizado una charla mañana, a las 19.00 horas, en su sede de la calle Amezketa

Aunque el de Igeldo es el más célebre de San Sebastián, desde la Asociación de Amigos del Ferrocarril de Gipuzkoa han querido rendir homenaje al desaparecido funicular de Puio organizando una charla-coloquio con Enrique Ponte Ordoqui, arquitecto donostiarra y biznieto de quien ordenara su instalación. El encuentro tendrá lugar mañana a las 19.00 horas en la sede de la asociación, en la calle Amezketa 14, y la entrada será libre.

Según apuntan los organizadores de la charla, «existe poca documentación sobre este peculiar modo de transporte del que ha desaparecido todo vestigio». De hecho, la exposición del ponente está basada en los documentos del archivo familiar y en las investigaciones que ha desarrollado sobre la historia del monte Puio.

Servicio de la mansión

El funicular se construyó por iniciativa de Pedro Ordoqui para el servicio de la mansión levantada en lo alto del monte Puio a finales del siglo XIX. Ordoqui compró todo el cerro de Puio y rehabilitó y amplió el edificio construido en la cima años atrás. Así, en 1912 -año en el que se inauguró el funicular de Igeldo- encargó a los ingenieros donostiarras Barandiarán y Allende el funicular que daría acceso a la casa.

Tal como explican desde esta asociación de aficionados al ferrocarril, la licencia municipal se concedió en 1913 y un año después el funicular ya estaba funcionando. El objetivo era crear un enlace rápido entre la mansión y el apeadero, y fue concebido para el uso particular de la familia Ordoqui.

Era más sencillo que el funicular de Igeldo. Según detallan, «disponía de una única cabina enganchada a un contrapeso compacto en el extremo opuesto del cable. Este contrapeso discurría hacia arriba y hacia abajo encajonado entre los carriles que guiaban aquella cabina y todo el conjunto era accionado por la maquinaria instalada en la estación superior».

El funicular de Puio superaba un desnivel de unos 100 metros. La base estaba situada en una finca del paseo de Errondo. Comunicaba el nivel del paseo con el alto del monte donde se situaba el chalet -hoy sede del convento de monjas de Puio- del propietario del terreno.

Este vehículo prestó servicio tan solo hasta comienzos de los años 30 y fue desmantelado en 1943. Desde la asociación recuerdan asimismo que la mansión fue destruida por un incendio y que la estación inferior del funicular se demolió tras unas lluvias torrenciales en 1997 que la dejaron gravemente dañada.

En la charla de mañana Enrique Ponte Ordoqui explicará estos y otros muchos detalles sobre este desconocido funicular. Hasta su jubilación fue arquitecto municipal de Errenteria y durante su trayectoria profesional ocupó diversos cargos en instituciones públicas, como el de Director de Urbanismo y el de Director de Infraestructura del Transporte en el Gobierno Vasco. En 1993 recibió el Premio de Urbanismo de la mano del Colegio Oficial de Arquitectos Vasco-Navarro.

Miércoles temáticos

Desde la Asociación de Amigos del Ferrocarril de Gipuzkoa animan a los vecinos y donostiarras interesados en la historia de la ciudad a acudir a este encuentro que se enmarca dentro de los 'Miércoles Temáticos' que organiza la agrupación cultural. Según explican, este programa de charlas «adquiere este nombre por ser el miércoles el día natural en que la asociación abre su local social al público».

No obstante, no tiene un calendario definido, ya que las c harlas se organizan en la medida en que la asociación localiza a ponentes de «reconocida solvencia» para tratar temas de su ámbito de interés. Entre las cuestiones que se han abordado hasta el momento destacan la nueva red ferroviaria del País Vasco (el tren de alta velocidad) o los trolebuses ingleses de Donostia.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate