Diario Vasco
Un agente de movilidad de San Sebastián poniendo una multa.
Un agente de movilidad de San Sebastián poniendo una multa. / Lobo Altuna

San Sebastián entre las ciudades que más multas imponen

  • Barcelona, Madrid y San Sebastián son las ciudades en las que más se multa

Moda casual para hombre y mujer

Hasta 90%

Viste tu cama con diseños originales

Hasta 70%

Abrígate este invierno con estilo

Hasta 80%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 80%

Calzado técnico running y trail para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

¡Moda chic y casual a precios increíbles!

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Sea cual sea tu estilo hay una chaqueta de piel para ti

Hasta 70%

Renueva tus básicos y luce piernas esta temporada

Hasta 80%

Decora y protege tu sofá con fundas de calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Textura y suavidad en textil de baño

Las mejores marcas a los mejores precios

Nueva colección de botas, botines y australianas

Hasta 80%

Desplázate con la mejor tecnología

Hasta 70%

Bolsos y complementos de piel

Hasta 80%

La marca de moda en exclusiva para ti

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Calzado de tus marcas favoritas

Las mejores marcas a los mejores precios

Barcelona, Madrid y San Sebastián son las tres ciudades donde los conductores son más multados. Mientras que si se toman los datos de las jefaturas de Tráfico, los puntos con más multas son Teruel, Cuenca o Girona. En estas ciudades se ponen hasta 10 veces más sanciones (en proporción al número de vehículos) que en el resto del estado, donde la media es del 3%.

Así lo desvela un estudio recientemente publicado por la Fundación Línea Directa, que señala también que estas diferencias entre ciudades pueden deberse a que son puntos con una densidad muy alta de coches en tránsito.

En cuanto al retrato tipo del conductor infractor, el estudio habla de un varón de 35 a 44 años, conductor experimentado y reincidente, ya que 1,2 millones de ellos admiten haber sido multados más de cinco veces. El importe medio de la sanción es de 208 euros y las tres más frecuentes son las referidas a excesos de velocidad, por estacionamiento indebido o por no identificar al conductor que cometió la infracción

¿Quién multa más?

Los ayuntamientos imponen más sanciones que la DGT. Así lo atestigua un estudio recientemente publicado por la Fundación Línea Directa, que cifra en cuatro millones de multas al año las emitidas en nombre de la Dirección General de Tráfico por los 26 que imponen el conjunto de los consistorios.

Sin embargo 6 de cada 10 conductores ven en la DGT la Administración más voraz a la hora de multar y, por extensión, recaudar. Se equivocan pues los 8.100 ayuntamientos imponen seis veces más multas, es decir, el 75% del total.

El otro 25% restante se lo reparten entre Tráfico (un 15%) y los servicios autonómicos de Cataluña y el País Vasco, que con un 10% para territorios mucho más pequeños casi llegan a la cifra de la DGT.

La Fundación Línea Directa, en el primer estudio realizado de este tipo, extrapola una muestra de 770.000 sanciones municipales a clientes de la aseguradora entre 2009-2014, a los que añade los datos oficiales de la DGT y una encuesta realizada a 1.200 conductores.

Recaudar o reeducar

El informe incluye una encuesta que desvela que la finalidad de las multas en España es eminentemente recaudatoria en opinión del 92% de los conductores, porcentaje que equivale a 24 millones de personas. Además, el estudio muestra que más del 50% de las sanciones son excesos de velocidad, una tipología de multa que es más fácil de conseguir que la alcoholemia o la utilización del móvil mientras se conduce, según el director del estudio, Francisco Valencia.

Los resultados del estudio también desvelan que sólo el 11 % de los conductores españoles cree que los radares se colocan únicamente por razones de seguridad, mientras el 85%, por otra parte, considera que los parquímetros tienen un afán claramente recaudatorio. Otra opinión generalizada entre los conductores es que uno de los principales problemas relativos al tráfico es la indefensión a la hora de recurrir.

En este sentido, sólo el 8% de los conductores sancionados cree que hay garantías para reclamar y el 70% se acoge a la reducción por pronto pago porque creen que es muy complicado ganar. Un 52% de los conductores se muestra a favor de imponer multas de tráfico en función de la renta y casi 8,2 millones son partidarios de la 'tasa 0' de alcoholemia.

Además, el 20% (5,2 millones de conductores) considera que las multas contribuyen a reducir la siniestralidad y piden que se destine más dinero a la seguridad vial.