Una novedad en el remo

RAFAEL AGUIRRE FRANCO

Entre las noticias de la presente temporada de traineras, hay una que satisface especialmente a organizadores y aficionados veteranos. Y es la participación de una embarcación de Iparralde, la Lapurdiko Arraun Taldea, formada por remeros de Ur Joko, Ibaialde, Aviron Bayonnais y Societé Nautique de Baiona y que dirige Bixente Etxegarai. Es cierto que participa en la ARC 2 pero su buen quehacer la han situado a la cabeza de esta liga.

Con la excepción de Ur Joko en la Liga Vasca de 2006, la ausencia de tripulaciones del 'otro lado' ha sido una constante, a pesar de que tanto el Aviron como la Société Nautique, entre otras disciplinas deportivas, mantienen una poderosa estructura dedicada al remo en banco móvil. Pero mientras que el ejemplo de las regatas de La Concha se extendía por todo el Cantábrico durante el pasado siglo, en el Bidasoa se situaba una barrera infranqueable para el remo tradicional. Y ello a pesar de que fue en Biarritz y Baiona donde comenzaron a organizarse 'regatas de lanchas de pesca' como una atracción más dentro del programa de festejos veraniegos. El 15 de agosto de 1871, en paralelo a la costa de Biarritz, se disputó una carrera de lanchas con doce remeros y timonel, que tuvo su continuidad en los veranos siguientes y sirvió de pauta al Ayuntamiento donostiarra para aquella su primera regata en La Concha, el 7 de septiembre de 1879.

La trainera Ur Joko

Durante muchos años, los reglamentos de invitación enviados a las cofradías de pesca señalaban: «Regata de San Sebastián donde podrán tomar parte también, si lo desean, las embarcaciones de playas francesas». Hasta 1922 se repite la frase, sin resultado alguno. No solo no se inscribieron. Nos consta que tampoco mostraron interés en conocer detalles de la regata. La actividad remera de Lapurdi se había centrado en el remo olímpico.

Ya en la década de 1970, desde el Ayuntamiento donostiarra se inició una campaña para la promoción del remo tradicional en Iparralde. La Liga guipuzcoana de trainerillas organizó durante años una regata en el Adour con ocasión de las fiestas patronales de Baiona. Y fueron numerosos los contactos con los clubes de la región, a los que asistieron personajes inolvidables del remo como Josetxo Fernández Vaqueriza o Iñaki Eguibar. Dos razones nos movían a ello: por un lado, asegurar un número de tripulaciones suficiente para La Concha; de otro, estrechar los lazos de amistad con Biarritz y Baiona ya muy firmes entonces. De nada sirvió.

Lapurdiko Arraun Taldea parece un proyecto sólido capaz de llenar una carencia secular. Que así sea.

Temas

Remo

Fotos

Vídeos