Remo

Amunarriz: «La Concha fue la peor regata del año pero estaremos en la pelea por la Liga»

Ioseba Amunarriz, pensativo el domingo en el muelle./SARA SANTOS
Ioseba Amunarriz, pensativo el domingo en el muelle. / SARA SANTOS
Ioseba Amunarriz, patrón de Hondarribia

El dueño de la popa de la Ama Guadalupekoa ya no mira atrás y se centra en las dos últimas regatas, en Bermeo y Portugalete, en las que se juegan con Urdaibai la corona liguera

OSKAR ORTIZ DE GUINEASAN SEBASTIÁN.

Acostumbrado en los últimos años a las victorias, Ioseba Amunarriz (Hondarribia, 1978) tampoco se esconde cuando su equipo recibe un revés como el del domingo en la Bandera de La Concha. Cuando el patrón cuelga el teléfono, uno tiene la sensación de que te ha convencido. Transmite fuerza, confianza y ambición. «Vamos a estar en la pelea por la Liga».

- ¿Cómo se encuentran?

- Bien, con ganas. El domingo recibimos un golpe duro pero según han ido pasando los días hemos recobrado el ánimo. No se puede hacer nada mirando atrás, así que nos centramos en acabar la temporada lo mejor posible. Tenemos la oportunidad de ganar la Liga y vamos a pelearla.

- Llegan a las dos últimas regatas con la necesidad de remontar a Urdaibai tres puntos, uno más que el año pasado...

- En 2016 estábamos parecido. Entonces nos bastaba con ganarles en las dos regatas. Ahora sabemos que nosotros lo tenemos que hacer bien y que ellos tienen que fallar un poquito. Pero en nuestra cabeza solo está hacer bien nuestro trabajo. Si damos nuestro 100% y hacemos nuestra regata, estaremos cerca de las banderas. Con esa idea vamos.

- ¿Se llega a pasar página al resultado de la Bandera de La Concha?

- Es algo que está ahí pero que tratas de olvidarlo con el día a día. El domingo teníamos muchos sentimientos ahí dentro, pero, por suerte, el sábado y el domingo nos jugamos la Liga. Es lo mejor que nos podía pasar para olvidarlo.

- En La Concha no tuvieron suerte con la calle, pero ¿han analizado qué les pasó?

- Al margen de la calle, lo cierto es que nosotros tampoco estuvimos acertados. No fuimos capaces de dar nuestro 100%. Para fuera perdimos mucho y para dentro tampoco fuimos bien. No hicimos una buena regata. Creo, incluso, que hicimos la peor regata del año.

- ¿Pero saben qué les pasó?

- Fue un cúmulo de circunstancias. Desde el inicio nos quedamos atrás. A partir de ahí la cabeza también trabaja. No fuimos con la tranquilidad necesaria, no encontramos nuestra remada y al final te sale esa regata.

- ¿Salieron ya derrotados al saberse por la calle que nadie quería?

- No salimos derrotados. Nuestra intención era andar delante, pero nos quedamos muy pronto detrás. A la altura del Aquarium perdíamos ya doce segundos. Y cuando te ves tan fuera de juego, todo te cuesta mucho más. No fue nuestro día.

- ¿Tuvieron en cuenta que Donostiarra pudo salvar más que bien la regata pese a ir por la calle uno?

- Sí, pero entre tanda y tanda cambió el aire y entonces ya las condiciones de las calles fueron distintas.

- ¿Esperaba que Orio pudiera remontar y hacerse con la victoria?

- No me sorprendió. Cuando te encuentras una mar tan complicada como la del domingo, puede pasar cualquier cosa. No me habría sorprendido que ganara Bermeo, ni que lo hiciéramos nosotros, ni que fuera Orio o también Kaiku. Cuando la mar está así, muchas veces hay un equipo que acierta, se viene arriba y disfruta, y los otros tres sufren y se quedan muy atrás. A nosotros ya nos pasó en 2005. Nosotros disfrutamos por delante y al resto les costó mucho más. En el remo pasa.

- Mañana en Bermeo espera otra regata complicada. A la ola lateral se suma algo de mar y viento...

- Parece que vamos a tener otra regata bonita para ver... Pero ya solo por el hecho de que sea a cuatro largos la hace diferente. En La Concha puedes perder mucho tiempo en un largo. A cuatro largos no pierdes tanto. Aunque te equivoques en un momento dado, las ciabogas te pueden ayudar a corregir.

«En La Concha nos pesó un cúmulo de circunstancias; nos quedamos atrás y la cabeza también trabaja»

«Si Orio se llevó la bandera fue porque hizo una regata espectacular; remonta al final, pero tiene mérito»

- La regata de Bermeo será clave...

- Sí. Estamos obligados a acabar por delante de Urdaibai. Si no, será muy complicado en Portugalete, donde el sorteo de calles también cuenta.

- En 2016, tras un gran verano, al final se les escaparon La Concha y la Liga. Sería muy duro volver a perder las dos. ¿Se lo plantean o prefieren pensar en positivo?

- Volver a perder las dos cosas sería muy duro, pero también es verdad que este año en ningún momento hemos sido líderes. Siempre hemos andado por detrás, al contrario que el año pasado. Pero uno de los dos equipos se quedará sin nada.

- Como patrón, ¿ha tenido que ejercer de psicólogo durante la semana para levantar al equipo?

- No. El equipo está bien. Tras la regata estábamos afectados, pero más de una vez hemos demostrado que somos un equipo que cuando ha recibido un golpe fuerte siempre ha sabido levantarse. El entrenador también ha tratado de que le diéramos la vuelta lo más rápido posible. Tenemos mucha confianza en Mikel (Orbañanos) y el fin de semana vamos a volver a estar en la pelea.

- Tanto Bermeo como Hondarribia se van a jugar la Liga Eusko Label después de recibir un golpe duro en La Concha. ¿Cómo cree que les ha podido afectar a los dos?

- Los dos somos dos botes que tratamos de ganar cada regata, y el fin de semana va a ser similar. Sí creo que a ellos igual les ha podido afectar más la derrota, porque eran ellos los que partían con ventaja. Tenían la bandera en sus manos y la dejaron escapar. Por eso creo que perdieron más que nosotros. Pero también pienso que si Orio se llevó la bandera fue porque hizo una regata espectacular. Lograron la remontada al final, pero tiene mucho mérito toda su regata.

- A falta de dos regatas, ¿tienen ganas de que acabe la temporada?

- Tenemos ganas de acabar bien la temporada. Restan dos regatas muy importantes y de cara al año que viene no es lo mismo acabar con un buen sabor de boca o terminar con mala sensación. Sabemos lo que debemos corregir y vamos a intentar acabar lo mejor posible.

- ¿Y qué tienen que corregir?

- El domingo fallamos nosotros, pero sabemos lo que tenemos que hacer para que el bote vaya rápido. Tenemos la confianza de que vamos a estar en la pelea de las dos banderas.

Fotos

Vídeos