Remontar en La Concha cuesta un riñón

Bermeo y Hondarribia afrontan los últimos metros de la regata durante la primera jornada de la Bandera de La Concha disputada el domingo.
Bermeo y Hondarribia afrontan los últimos metros de la regata durante la primera jornada de la Bandera de La Concha disputada el domingo. / ARIZMENDI

Solo en 17 de las más de cien ediciones disputadas hubo voltereta en la segunda jornada. Bermeo ha estado en las tres registradas en los últimos seis años, de las que en dos se llevó la bandera y otra la perdió

OSKAR ORTIZ DE GUINEASAN SEBASTIÁN.

Dice la tradición de la Bandera de La Concha que quien da primero da dos veces. Pero no siempre. Desde que a partir de 1910 la competición se decide por el cómputo de tiempos de las dos jornadas, en 17 ocasiones la trainera ganadora no fue la que se impuso el primer día.

La estadística señala que las remontadas fueron más complicadas el siglo pasado, pues solo hubo doce en 85 años. Eso sí, al margen de los datos recogidos en el cuadro adjunto, hubo otros tres años en que no ganó la mejor en la primera jornada: 1911, cuando ganó Getaria y Orio no participó pese a ir por delante; 1918, cuando San Sebastián batió a Zarautz pero no hubo tiempos; y 1920, cuando San Sebastián bogó en solitario en la segunda jornada.

Sin embargo, las 16 ediciones del presente siglo han visto cinco volteretas -casi una de cada tres-, tres de ellas en los seis últimos años. Las tres han tenido el protagonismo de Bermeo. Dos de ellas a su favor, cuando en 2010 remontó a Kaiku y en 2015 a Hondarribia. La otra fue favorable a Hondarribia, que ganó en 2013 tras la descalificación de los bermeotarras por un toque de palas.

Ocho por más de 4 segundos

El domingo la Bou Bizkaia partirá con 4.28 segundos sobre Hondarribia, 9.78 sobre Orio-Babyauto y 14.12 sobre Kaiku. A excepción de la desventaja de la Ama Guadalupekoa, se trata de unas diferencias considerables pero que pueden no ser tan insalvables a tenor del posible estado de la mar. Aunque los partes meteorológicos se han ido suavizando, la previsión sigue manteniendo olas por encima de los dos metros. El viento, eso sí, aumentará sensiblemente hacia el mediodía, y hay quien incluso da opciones a las traineras de la primera tanda.

De las 17, casi la mitad, ocho, se originaron a partir de una ventaja más amplia que la que debe revertir Hondarribia. Cinco de ellas tuvieron lugar hace más de 70 años. En 1921 se registró el mayor vuelco cuando Pasajes La Unión remontó a Orio 15.40 segundos. Un año después Getaria no pudo defender con éxito 8.60 segundos sobre San Sebastián. En 1924 a la trainera de la capital no le bastó su renta de 8.80 segundos sobre San Juan.

Ya en 1947, Hondarribia firmó la primera de sus cuatro remontadas en la historia. Superó a Orio, que en la segunda jornada partió con 4.80 segundos de ventaja. En 1954 la Iberia de Sestao pudo recortar el 7.20 con el que San Juan le distanció el primer día.

Más recientes son las otras tres remontadas más amplias. Curiosamente, todas ellas con tres traineras implicadas, circunstancia que alimenta las esperanzas de Orio para esto domingo. Por el contrario, nunca una trainera que partió en la cuarta posición consiguió llevarse la victoria, dato contra el que el domingo deberá combatir Kaiku.

Sin embargo, en las dos primeras ocasiones, los amarillos dilapidaron su ventaja inicial. En 1991, San Pedro, que un año antes había sucumbido ante San Juan, pudo con los aguiluchos, vencedores el primer domingo por 5.05 segundos a los morados, con San Juan en medio a solo 1.04. La Erreka acabó cuarta tras Arraun Lagunak.

En 2001 llegó uno de los desenlaces más inesperados. Orio tenía 7.99 segundos sobre Tirán y 10.02 sobre Castro. La Marinera cedía siete segundos en la ciaboga, pero cazó a la Txiki a la altura de la isla y tras un controvertido toque de palas y una ola para el recuerdo, los de José Luis Korta ondearon la bandera.

Cuatro años más tarde, en 2005, Astillero partió con dos segundos sobre Castro y 14.64 sobre Hondarribia. En una jornada con muy mala mar, venció la Ama Guadalupekoa tras la descalificación de Pedreña. Los cántabros, entrenados entonces por Joseba Fernández, actual preparador de Bermeo, fueros eliminados tras una impugnación presentada por Orio.

Orio nunca remontó

Los aguiluchos, que lideran el palmarés de La Concha con 31 victorias, se han visto remontados en cinco ediciones pero, curiosamente, nunca dieron la vuelta a un resultado negativo. Como anécdota, en 1943 acabaron la primera jornada quintos a 22 segundos de Hondarribia. Una semana después ganó la primera tanda y aventajó a los hondarribiarras en 23 segundos. Sin embargo, no les valió para triunfar dado que entonces solo aspiraban a la bandera las cuatro traineras de la tanda de honor. Debido a este hecho, la normativa cambió al año siguiente.

Si vencer en La Concha siempre cuesta un riñón, los remeros deberán dejarse los suyos para remontar.

Año
Diferencia. Traineras
1915
1,00 San Sebastián a San Juan
1921
15,40 Pasajes La Unión a Orio
1922
8,60 San Sebastián a Getaria
1924
8,80 San Juan a San Sebastián
1931
2,40 San Pedro a Orio
1947
4,80 Hondarribia a Orio
1954
7,20 Sestao (Iberia) a San Juan
1962
3,80 San Juan a Donostia-Jaizkibel
1968
0,40 Hondarribia a Astillero
1977
1,00 Santurtzi a Lasarte a Santurtzi
1990
1,72 San Juan a San Pedro
1991
5,05 San Pedro a Orio (y 4,01 a San Juan)
2001
10,02 Castro a Orio (y 2.03 a Tirán)
2005
14,64 Hondarribia a Astillero, 12.64 a Castro
2010
1,42 Bermeo a Kaiku
2013
3,40 Hondarribia a Bermeo (descalificada)
2015
1,92 Bermeo a Hondarribia
2017
Bermeo aventaja en 4,28 a Hondarribia, en 9,78 a Orio y en 14,12 a Kaiku

Más

Fotos

Vídeos