Diario Vasco

REMO

«Los clubes queremos limpieza»

Los remeros de Tirán, tras la primera jornada de la Bandera de La Concha de 2016.
Los remeros de Tirán, tras la primera jornada de la Bandera de La Concha de 2016. / JOSÉ MARI LÓPEZ
  • La Concha y la ACT aguardan el informe de la AEPSAD para tomar medidas ante el positivo del remero de Tirán

El conocimiento del positivo del remero de Tirán Adrián Lago en la pasada edición de la Bandera de La Concha ha sido recibido con cierta cautela en el mundo del remo. «Aún hay un recurso por parte del propio interesado y habrá que ver en qué acaba el tema. Aunque si lo que está pidiendo es que se le reduzca la sanción de dos años a 12 o 18 meses, está admitiendo el positivo. Los clubes queremos limpieza en nuestro deporte y estamos haciendo un esfuerzo importante para ello y, ante un caso así, lo lógico es aplicar el reglamento», afirma el presidente de un club.

Independientemente del tiempo en que finalmente quede la suspensión -que el remero ha recurrido ante el Tribunal de Arbitraje del Deporte-, el club de Moaña aguarda la más que probable descalificación de la Bandera de La Concha, por lo que perdería su séptima posición, a la que ascendería Donostiarra.

Desde que el pasado octubre la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte (AEPSAD) le notificó el positivo del remero de Tirán, la organización de La Concha retuvo los 5.000 euros del premio correspondiente al séptimo puesto, a la espera de una resolución definitiva que aún no ha sido recibida en el ayuntamiento donostiarra.

«Durante todo el proceso, hemos actuado con prudencia para que se cumpliera el protocolo correcto. Si se confirma el positivo, procederíamos a la descalificación de Tirán, como recoge el reglamento», confirman desde el comité organizador.

Lago dio positivo por metilhexanamina el primer domingo de la regata donostiarra y no solicitó el contraanálisis. Ese 4 de septiembre pasó control al igual que el resto de los remeros de los demás clubes que bogaron de seis de estribor. En el cómputo de las tres jornadas, la organización realizó un total de 20 test de orina y 50 de sangre en las tripulaciones masculinas, y 22 de sangre en las femeninas. A estos se le añade una veintena realizada por el Gobierno Vasco. Sin embargo, no se registraron más analíticas adversas.

Al día siguiente, las muestras extraídas fueron remitidas para su análisis al laboratorio del IMIM, en Barcelona. Es el mismo centro donde se efectúan los test de la ACT. De hecho, esta asociación había realizado sus propios controles justo una semana antes, en Portugalete, a los que también se sometió Tirán. El resultado de todos ellos -hasta un total de 104 durante la temporada- dieron negativo. Los gallegos, incluso, fueron «uno de los clubes más analizados» en 2016, por estar todo el verano «entre los seis primeros de la clasificación», explica Borja Rodrigo, que afronta su primer año como presidente de la ACT.

Sustancia «fácil» de detectar

En La Concha, sin embargo, Lago dio positivo por una sustancia que bajo distintas denominaciones pertenece a la familia de los estimulantes. Su uso, por tanto, podría tener «una lógica» desde el punto de vista de la mejora del rendimiento en un esfuerzo de 20 minutos, según explica el doctor Iñaki Arratibel.

Sin embargo, el galeno tolosarra, que en la actualidad trabaja con el club de Getaria, muestra su extrañeza ante el producto en cuestión, al entender que «es fácilmente detectable». Asimismo, recuerda que, con fecha de agosto de 2014, la AEPSAD ya advirtió de la presencia de '1,3 dimetilamilamina' -uno de los nombres por los que también se conoce la metilhexanamina- en «diversos productos dietéticos o de suplementación». Este sería, precisamente, el origen al que el remero achaca la presencia de metilhexanamina en su organismo.

«Reprobamos el dopaje»

En la preinscripción de Tirán para la próxima Liga ACT no figura Adrián Lago, ya que el club entendía que la sanción -que empezó a computar el 10 de febrero- iba a ser firme, ya fuera de uno o de dos años. Sin embargo, la ACT aguarda con «prudencia» el resultado final del recurso interpuesto por el deportista, aunque ya ha solicitado a la AEPSAD su resolución. «Cuando la tengamos, estudiaremos a través de nuestra jueza de Disciplina si debemos actuar de oficio y tomar algún tipo de medida ante un positivo que, aunque se dio fuera de nuestra Liga, afecta a uno de nuestros socios», como es Tirán, indica Borja Rodrigo.

En cualquier caso, el presidente de la asociación recuerda que «en la ACT reprobamos las prácticas prohibidas. Siempre hemos luchado contra el dopaje mediante controles y la prevención, inculcando hábitos para tener un deporte limpio».

La última década ha resultado algo convulsa con incluso casos vinculados al dopaje que acabaron en los tribunales. Sin embargo, el resultado de los controles antidopaje avalaría una limpieza en el remo. Así, la ACT contabiliza un total de 1.091 analíticas desde 2004, con solo dos positivos que no conllevaron sanción: uno en 2004 por cannabis -que hoy sí acarrearía suspensión- y otro en 2015 por un diurético pero que contaba con un AUT (Autorización de Uso Terapéutico) por parte de la propia AEPSAD. También reciente es el positivo de una remera en La Concha por un producto capilar.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate