Diario Vasco

REMO

Orio se lleva el oro en el nombre de Jose Antonio

Orio, ayer, con Jon Salsamendi tercero desde proa.
Orio, ayer, con Jon Salsamendi tercero desde proa. / JOXEJU OLASAGASTI
  • El ocho oriotarra gana el Campeonato de Euskadi de larga distancia en memoria del padre de su técnico, Jon Salsamendi

El ocho de Orio debió de bogar con nueve remeros ayer. Con esta explicación quizá se entienda mejor su brillante victoria de ayer en el Campeonato de Euskadi de larga distancia. Porque fue un triunfo contra pronóstico, ante sus aficionados y apenas cinco días después del fallecimiento de Jose Antonio Salsamendi, aita del actual técnico aguilucho. Fue el noveno hombre en el bote amarillo, que ayer lució crespones negros.

«Queríamos brindarle una victoria en el agua, que era lo que él más habría querido», señaló Jon Salsamendi, integrante del barco ganador junto a Martxel Aldai, Endika Alberdi, Jon Carazo, Odei Arrizabalaga, Josu Ostolaza, Aritz y Unai Lizarralde e Iñaki Díaz de timonel.

Con esa motivación extra los oriotarras doblegaron a los favoritos, Hondarribia, que había ganado las dos ediciones previas con una tripulación distinta. Los hondarribiarras ganaron el título de Gipuzkoa y su trainera se había llevado una semana antes el Descenso del Oria. Pero los amarillos acabaron venciendo (18:49.45) con 13.82 sobre los bidasotarras. Zierbena acabó a 38.86.

El minuto de silencio con todos los ochos en el agua fue tan emocionante como completo. En féminas, solo San Juan presentó un ocho sénior. Por su lado, los juveniles de Zarautz volvieron a estar intratables.

Los anfitriones ganaron también en cuatro scull cadete y en ocho cadete. Hondarribia logró sendos títulos en cuatro sin cadete y juvenil y en cuatro scull cadete femenino. San Juan, por su parte, venció con el doble scull juvenil femenino. Los otros títulos vascos fueron para Raspas (tres oros) y Kaiku.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate