Diario Vasco

Sus 300.000 euros de deuda siembran de dudas a Astillero

Entre los demás equipos, las únicas sombras se ciernen sobre Astillero, que vive un momento crítico institucional y económicamente, lo que repercute gravemente en el aspecto deportivo.

La nueva junta directiva se ha encontrado con una herencia de 300.000 euros de deuda, y el 'cañón' amenaza con hacer saltar por los aires el último reducto de aquella era faraónica cántabra. El plantón de la plantilla del invierno pasado es hoy un juego de niños para un club que no ha sido capaz aún de completar una tripulación para su nuevo técnico, Miguel Ruiz Camus.

Tirán y Cabo prometen su habitual batalla, y Ares y Ondarroa tratarán de aferrarse a la nueva categoría con sus canteras.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate