Diario Vasco

bandera de la concha

1882, la edición fantasma en la que San Sebastián ganó con remeros pasaitarras

El historiador cántabro Ángel Obregón Sierra, que ayer sostenía en este periódico que «se han disputado más» de las 120 ediciones oficiales de la Bandera de La Concha -no se contabilizaría, por tanto, la que Orio ganó en 1939 y que el Ayuntamiento ha eliminado recientemente del palmarés al estimar que fue una regata ajena a La Concha-, aportó ayer un recorte de la prensa de 1882, en el que se recoge el resultado de una edición que no figura en el historial.

Se trata de un recorte del Diario oficial de avisos de Madrid, en el que, en su edición del 19 de agosto, se informa lo siguiente: «En las regatas celebradas en San Sebastián ha ganado el primer premio á remo la trainera de dicha ciudad, tripulada por marineros de Pasajes. El segundo la de Fuenterrabía con marineros del mismo punto». Se habrían repetido los puestos y protagonistas de un año antes.

Obregón Sierra, presidente a su vez del Club de Remo Santander, que acaba de publicar el libro 'Historia de las traineras. 1939-1963', sostiene que también ha encontrado datos de dos ediciones previas a la primera, que data de 1879: «Tengo los recortes de prensa en los que se anuncia la disputa de la regata en los años 1876 y 1878, pero no he encontrado los resultados», lo que tampoco le sorprende porque «en aquella época muchas veces se daba más importancia a anunciar el evento que al resultado en sí».

Contradice el historial oficial

Sin embargo, sí ha dado con la clasificación de la regata disputada en agosto de 1882, lo que entra en contradicción con la versión oficial conocida hasta la fecha, que considera que aquel año no se disputó.

De hecho, Rafael Aguirre, en su libro 'Regatas de La Concha. 1879-2001' recoge que el Diario de San Sebastián del 9 de agosto de 1882 «anuncia las regatas del día 14» de ese mes de agosto, pero que «no hay más noticias» en la prensa hasta el día 23, «donde se explica el aplazamiento hasta el 27 y 28 por la falta de inscripciones, al haber coincidido en fechas con las que se celebraron en Bayona y Bilbao». Según Aguirre, tampoco se disputaría esos días y acabarían cancelándose. «Así lo explica el 13 de octubre el Diario de San Sebastián».

Lo dicho, una edición fantasma.