Vila medió con la Moncloa para buscar una solución al conflicto catalán

Santi Vila, a la salida de la prisión de Estremera./Efe
Santi Vila, a la salida de la prisión de Estremera. / Efe

El exconseller de Empresa, libre tras abonar la fianza, propuso que el Gobierno renunciara a aplicar el artículo 155 a cambio de que Puigdemont convocara elecciones

EFEBarcelona

El exconseller de Empresa Santi Vila reconoció en su declaración ante la jueza de la Audiencia Nacional, Carmen Lamela, que negoció con el Gobierno una salida a la situación política de Cataluña, que pasaba por renunciar al artículo 155 de la Constitución a cambio de que Puigdemont convocara elecciones.

Según informa hoy El Periódico de Catalunya, Vila explicó en su declaración que el acuerdo ya "estaba cerrado", pero que no se llevó a cabo porque Moncloa no quiso ceder con la intervención de la administración autonómica, a la vez que Carles Puigdemont recibió presiones para continuar con la declaración unilateral de independencia (DUI).

En su auto, la jueza destaca que Vila, que no precisó quién fue su interlocutor en Moncloa, dimitió como titular de Empresa la víspera de la aprobación de la DUI en el Parlament, con lo que "desistió voluntariamente de proseguir con el proceso soberanista".

El exconseller de Empresa, además de a las preguntas de su abogado defensor, contestó al fiscal y a la jueza, a diferencia de los otros exmiembros del Govern que han entrado en prisión.

Partidario de la independencia

En su declaración, Vila explicó que él era miembro del Govern de Puigdemont, del que se considera amigo y al que expresó su lealtad, pero que no era diputado, por lo que no votó ninguna resolución en el Parlament sobre la independencia.

Sin embargo, admitió que firmó la convocatoria del referéndum del 1-O porque fue un acuerdo colegiado de todo el Consell Executiu de la Generalitat y no una conducta individual.

Durante la declaración, Vila reconoció que es partidario de la independencia de Cataluña, pero mediante el diálogo con el Estado y con un referéndum pactado, además incluso se mostró dispuesto a renunciar a esta opción política si ello pudiera generar violencia.

Vila explicó a la jueza que al comprobar que su posición a favor del pacto había fracasado y de que se iba a aprobar la DUI, dejó el Govern y su cargo como conseller de Empresa.

El exconseller desmintió también que se usaran fondos públicos de la Generalitat para organizar el referéndum del 1-O porque así lo había acordado el Govern y Carles Puigdemont dio órdenes de que no se destinara ninguna partida a esta consulta.

Fotos

Vídeos