El PNV propondrá la «libre determinación» si se aborda una reforma constitucional

Egibar recuerda que es una aspiración histórica del partido jeltzale y pregunta a Juncker por qué no se puede ampliar la UE «desde dentro»

M. V. SAN SEBASTIÁN.

El PNV ve con escepticismo la posibilidad de una posible reforma constitucional que han alimentado esta semana el PP y el PSOE, aunque el partido jeltzale empieza a desvelar algunas de sus cartas para una hipotética negociación en las Cortes Generales. El portavoz del PNV en el Parlamento Vasco, Joseba Egibar, aseguró ayer que una de las aspiraciones de su partido sería que la nueva Constitución reconozca la «libre determinación» de los pueblos que componen el Estado español. Recordó que es una reivindicación histórica del partido jeltzale que, «en cuanto ha tenido oportunidad, ha metido el derecho de autodeterminación» en las posibles reformas, «por ejemplo en la reforma exprés de 2011», apuntó. «Por supuesto, la respuesta fue negativa», añadió.

Egibar avanzó que, en esta ocasión, «si cabe alguna posibilidad», el PNV también intentará incluir «o el derecho de autodeterminación o el anclaje en los derechos históricos, que son derechos preconstitucionales, a los efectos de determinar la libre determinación». «Ese es el esquema de juego del PNV a los efectos de abordar una modificación constitucional», apuntó Egibar en una tertulia con portavoces de los otros grupos parlamentarios en Radio Euskadi.

Egibar también se mostró disgustado con las últimas declaraciones del presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker, que el viernes cerró la puerta a la independencia de Cataluña para evitar el efecto dominó en la UE. El portavoz jeltzale se dirigió a Juncker para señalar que «también existe la posibilidad de ampliar Europa desde dentro». «Entes subestatales como Cataluña o Euskadi cumplimos con creces los requisitos que se le exigen a cualquier Estado que quiera incorporarse a la Unión», afirmó.

Egibar también aseguró que el requerimiento del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, al de la Generalitat, Carles Puigdemont, para que aclare si declaró el pasado martes la independencia de Cataluña es «un acto de cobardía» y revela «alguna resistencia» a aplicar el artículo 155. Advirtió que, en este tipo de decisiones jurídicas, «se sabe cómo se entra, pero no cómo se sale».

Fotos

Vídeos