Ocho voces a pie de la cadena humana

Ocho voces a pie de la cadena humana

Más de 175.000 personas participaron en la cadena humana que empezó en San Sebastián y acabó en Vitoria después de pasar por Bilbao en favor del derecho a decidir en Euskadi

MACARENA TEJADA / DANI SORIAZU

El rumor de las olas y los gritos de los niños jugando en la arena se mezclaban ayer con los cánticos por el derecho a decidir. Las decenas de miles de participantes de la cadena humana de Gure Esku Dago se convirtieron en parte del paisaje de la costa guipuzcoana, y se dieron un baño de masas bajo el sol, mientras otros tantos hacían lo propio en las playas del litoral.

«Bainatzera joan nahi dugu!» (¡queremos ir a bañarnos!), cantaban alegres unos niños que portaban una ikurriña por el parque de Alderdi Eder de San Sebastián. Mientras, en el malecón de Zarautz, un grupo de surfistas salía del agua para unirse a la cadena. Treinta minutos después volverían a coger olas. Pocos esperaban una jornada tan calurosa. Los sitios con sombra escaseaban. «Pero bienvenido sea para disfrutar de esta fiesta», señalaba el donostiarra Xabier.

En varios puntos del territorio a las 9.30 de la mañana ya estaban abiertas las mesas para inscribirse en la cadena humana. A ellas se acercaban muchos interesados en hacerse con camisetas, pulseras o pañuelos que estaban a la venta.

En la capital guipuzcoana, las cientos de personas agarradas para formar la cadena apenas dejaban intuir la emblemática barandilla de La Concha. Minutos antes de las doce del mediodía no había ni un solo hueco donde apoyarse para contemplar las vistas del marco incomparable. Mientras otros muchos paseantes, bañistas y turistas caminaban ajenos a la movilización, el diputado de ERC, Gabriel Rufián, atendía a quienes querían hacerse selfies con él. Algunas banderas catalanas saludaban su presencia.

La cabeza del recorrido se situó junto al Ayuntamiento, a la altura de la pastelería Oiartzun. Ahí estaba puntual Paulo Muñoa, tesorero de Gure Esku Dago de 78 años, que fue el primer eslabón de la cadena. Se mostraba feliz. «Aquí hay muchas personas, pensionistas, feministas, gente de la política, que protestan por la sentencia de Alsasua... Cada uno con su reivindicación, pero todos bajo un mismo deseo», destacó.

En Zarautz se respiraba también un gran ambiente festivo. Los turistas que bajaban del camping se mezclaban con la multitud que portaba el pañuelo blanco a cambio de un donativo de cinco euros. Mano a mano. Una barandilla formada por gente de todas las edades y sexos separaba el paseo de la arena de la playa. Los niños bailaban con sus padres al ritmo de la kalejira. Cualquier canción servía para celebrar el día. Inmortalizar el momento era algo casi constante, que para algo están las redes sociales. No faltaron las fotos. Y después de treinta minutos unidos, todos rompieron en una enorme lluvia de aplausos. Había que contrarrestar esos 22 grados. Para muchos la mañana terminó en la playa. Con el bañador, pero también con el pañuelo blanco aún en el cuello.

«Es necesario que reivindiquemos el derecho a decidir» ainhoa azkue, zarautz

Ainhoa Azkue lo tiene muy claro: «Hay que reivindicar el derecho a decidir». Y eso es lo que hacía ayer en Zarautz, su localidad natal, en la cadena humana. Sus amigos y familiares participaron con ella en la iniciativa para lograr avances en la consulta soberanista. «Hace buen tiempo y es un plan necesario para avanzar en este camino, ¿qué más se puede pedir?», subraya.

«Esto puede ser el inicio de algo más grande,se tiene que notar» idoia Asuabarrena, Donostia

El deseo de Idoia ayer era el de ver junta a un montón de gente con el mismo deseo «y hacer que nos dejen decidir de una vez». Junto a su hijo Aitor, se mostraba esperanzada de que «esto sea el inicio de algo más grande» porque, desde su punto de vista, «entre lo que pasa en Cataluña y lo que estamos moviendo creo que algo se tiene que empezar a notar, aunque sea despacio».

«Bizitzako arlo guztietan izan nahi dut erabakitzeko gaitasuna» aitor korta, zarautz

«Gure etorkizuna erabakitzeko eskubidea daukagu». Horregatik egon zen atzo Aitor Korta zarauztarra giza katean. Ekintza honetan parte hartzera bultzatu zion arrazoia «argia da. Geroa erabakitzeko gaitasuna eduki nahi dut bizitzako edozein arlotan». Aitorrek ez zuen 2014ko katean parte hartu, baina herri mailan egiten diren ekitaldietara «beti» joaten da.

«Me gustaría poder vivir en Iparralde esta movilización» Michel Echeveste, Hendaia

Michel está convencido de que la cadena humana de ayer «va a tener mucho impacto social y puede provocar un cambio». Es la primera vez que participa en una movilización de estas características y le gustaría poder vivirla en Iparralde. «No todo es votar cada cuatro años, el pueblo también puede manifestar lo que desea de otras maneras», asegura.

«Somos el pueblo más antiguo de Europa sin derecho a ser Estado» Xabier Rey, Donostia

Xabier apela a la historia para explicar su presencia en la movilización. «Somos el pueblo más antiguo de toda Europa y aun así todavía no está reconocido su derecho a ser un Estado. Y esa paradoja hay que reflejarla en la movilización y participando», asegura. Acompañado de sus tres hijos, tiene claro que el de ayer fue un «día festivo y para conservar en la memoria».

«Gaztea naizenetik egin dut borroka etorkizun oparoa edukitzeko» Maria Luisa Etxabe, Zarautz

«Euskalduna naiz eta hil arte euskalduna izan nahi dut». Ahal duen guztietan, Maria Luisa Etxabek Gure Esku Dago dinamikaren ekintzetan parte har-tzen du. 2014ko katean «mendian, hemendik urruti», egon zen. «Gaztea naizenetik egin dut borroka euskaldunok etorkizun oparoa edukitzeko, hemengo herritarrak elkarlotzeko», zioen zarauztarrak.

«Hemos aprovechado el buen tiempo para venir a hacer bulto» Manu Sánchez, Zarautz

Junto con su familia, el zarauztarra Manu Sánchez se acercó ayer al paseo de la playa de Zarautz para «apoyar la iniciativa por el derecho a decidir». «Hay que hacer bulto y aquí estamos», explicó. Aprovechando «el buen tiempo», salió a pasar la mañana y a respaldar la cadena humana porque «debemos poder decidir sin que nos pongan ninguna pega por ello».

«Izugarrizko jendea ibili da herrietan proiektu hau bultzatzen» Larraitz Zubeldia - Lierni OlmedoBeasain eta Oñati

Bost urtetan zehar egindako lanaren emaitza izan zen atzoko ekitaldia, Larraitz eta Liernik gogorarazi zuten moduan. «Jende ugari ibili da herrietan hau bultzatzen, zoriontzekoa da, eta bide honi jarraitu behar diogu», aldarrikatu zuten. Horregatik, hurrengo pausoa «elkar lanean egindakoa beste erakundeetara helaraztea da eta lortu dugun proiektu hau aurrera eramatea».

Más noticias

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos