Casi la mitad de los vascos se sienten muy preocupados por el futuro de las pensiones

Dos jubilados observan el bloqueo del puerto de Pasajes /EFE
Dos jubilados observan el bloqueo del puerto de Pasajes / EFE

Por primera vez en diez años, los ciudadanos consideran de forma mayoritaria que la situación política en Euskadi es positiva, según el Sociómetro del Gobierno autónomo

LORENA GIL

El futuro de las pensiones empieza a imponerse como una de las principales inquietudes de los ciudadanos vascos. El 45% confiesa que el mantenimiento del sistema le preocupa «mucho» y un 37% admite que «un poco», según pone de relieve el Sociómetro dado a conocer este jueves por el Gobierno Vasco, centrado en recoger las opiniones y expectativas de las personas ante la tercera edad o la vejez. El imparable envejecimiento de la población y los efectos de la crisis económica (menos cotizantes, salarios más bajos) han puesto contra las cuerdas las cuentas de la Seguridad Social, que en los últimos años ha vaciado casi por completo la 'hucha' que había sido alimentada para situaciones críticas que los expertos pronosticaban para la próxima década.

La encuesta pone de relieve que el 54% de los vascos considera que la situación política en Euskadi es buena o muy buena, mientras que el 30% cree que es mala. Un balance positivo que no se producía desde hace diez años. En cambio, el 80 % opina que la situación política en España es mala o muy mala.

Valoración de los políticos

En cuanto a la valoración de los partidos y de los líderes políticos, el PNV recibe una nota de 4,6 sobre 10, seguido de Elkarrekin Podemos (3,5), EH Bildu (3,4), el PSE (3,3) y el PP (1,5). Todos ellos bajan unas décimas respecto al anterior Sociómetro de febrero, excepto los populares. El lehendakari, Iñigo Urkullu, es el único líder que aprueba (5,3). Por detrás de él se sitúan el presidente del PNV, Andoni Ortuzar (4,6); el coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi (3,8); la secretaria general del PSE, Idoia Mendia (3,7); la dirigente de Elkarrekin Podemos Nagua Alba (3,7), y el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso (2,1). La valoración de todos los líderes políticos retrocede respecto a la anterior encuesta, excepto la de Alba, que sube una décima.

La encuesta, que se basa en 2.268 entrevistas a domicilio realizadas entre los días 16 y 22 de mayo, recoge también las inquietudes personales de los mayores. Más del 80% aseguran sentirse satisfechos con su vida e incluso un 64% opina que la situación económica es buena o muy buena. El 72 % ve en el mercado laboral uno de los principales problemas que atraviesa Euskadi. El segundo lugar (14 %) lo ocupa la situación económica en general, seguidas de la situación política, la vivienda y los desahucios (11 % en ambos casos), y el funcionamiento y la cobertura de los servicios públicos y las ayudas, y la sanidad (8 %).

Dos tercios de la población estima que las personas en edad de jubilación deben dejar el trabajo para dar paso a los jóvenes, mientras que el 28% afirman que deben tener la posibilidad de seguir trabajando si así lo desean. El mantenimiento de las futuras pensiones preocupa mucho al 45% de los vascos y algo, al 37%. Ante el sistema actual, el 27% de los entrevistados aboga por destinar el dinero de otros servicios públicos para abonar las pensiones, el 26% defiende que se pague más durante la vida laboral para mantenerlas como están a día de hoy. El número de apoyos en este último caso se eleva al 66% si en el horizonte amenaza una hipotética bajada de las pensiones.

Más noticias

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos