El Gobierno Vasco recoge muestras de ADN a 125 familiares de desaparecidos durante la Guerra Civil

«Estos datos muestran que ochenta años después, existen centenares de desaparecidos en Euskadi cuyas familias siguen buscando. No los han olvidado», ha expresado Aintzane Ezenarro, directora del instituto de la memoria

LORENA GILBilbao

El Gobierno Vasco, a través de Gogora y la UPV, ha recogido en poco más de cuatro meses un total de 125 muestras de ADN de familiares de desaparecidos durante la Guerra Civil. Aintzane Ezenarro, directora del instituto de la memoria, y Marian Martínez de Pancorbo, investigadora principal del laboratorio Biomics, han presentado esta mañana en Bilbao los resultados de la campaña que ambas instituciones pusieron en marcha el pasado mes de marzo con el objetivo de ampliar el banco de muestras que permiten identificar los restos hallados en fosas. Cuando el proyecto se puso en marcha, se habían exhumado en Euskadi 39 fosas con restos de 364 personas. Según ha revelado Martínez de Pancorbo, se contaba con muestras de 332 familiares para cotejar, todos ellos de zonas cercanas al lugar de las fosas. 90 fueron identificados.

Con la ampliación del banco de ADN se busca abrir el abanico de posibilidades de encontrar una coincidencia.

De las 125 personas que han entregado una muestra de saliva, 117 han sido ya analizadas. 44 son hijos, 22 hermanos, 11 son nietos, 32 sobrinos y 7 son sobrino-nietos. Por territorios, 64 residen en Bizkaia, 35 en Gipuzkoa, 10 en Álava y otros 8 son de zonas limítrofes.

«Lo que demuestran estos datos es que en 2017, ochenta años después, existen centenares de desaparecidos en Euskadi cuyas familias siguen buscando. No los han olvidado» ha expresado esta mañana Aintzane Ezenarro. «Sabemos que será difícil, incluso en algunos casos imposible, pero si logramos encontrar a unos pocos e identificarlos, habrá merecido la pena porque les habremos devuelto la dignidad a ellos y a sus familiares», ha sentenciado la directora de Gogora.

Fotos

Vídeos