Etchegaray dice que la 'escultura del desarme' debe suponer «la apología de la paz, la unidad y la reconciliación»

Inauguración en Baiona de la escultura 'Arbolaren Egia'/
Inauguración en Baiona de la escultura 'Arbolaren Egia'

Este domingo se ha inaugurado en Baiona el monolito titulado 'Arbolaren Egia', del escultor guipuzcoano Koldobika Jauregi, un árbol de acero y hierro cuyo tronco es un hacha invertida

DV BAIONA

El alcalde de Baiona y presidente de la Mancomunidad de Iparrade, Jean René Etchegaray, ha afirmado este domingo, durante la inauguración de la denominada 'escultura del desarme' en el municipio vasco francés, que este monolito debe suponer «la apología de la paz, la unidad y la reconciliación».

Pasadas las 11.00 horas, en la explanada Roland Barthes de Baiona, se ha procedido a inaugurar el monolito titulado 'Arbolaren Egia', del escultor guipuzcoano Koldobika Jauregi, un árbol de acero y hierro de ocho metros de alto, cuatro de ancho y tres toneladas de peso, cuyo tronco es un hacha (símbolo de ETA) invertido.

A las 11.00 se han acercado al lugar varias personas que portaban paraguas en los que se leía la palabra «vergüenza» en francés y que recordaban los 829 crímenes de ETA, en rechazo a la colocación de esta 'escultura del desarme'.

El Gobierno Vasco avisa de que la disolución de ETA debe de ser «clara e irrevocable»

El secretario general de Paz y Convivencia del Gobierno Vasco, Jonan Fernández, ha opinado hoy que la disolución o desaparición de ETA, para que tenga valor, debe de ser unilateral, clara, definitiva e irrevocable. «Es decir -ha precisado-, que debe de hacerse sin contrapartidas, ser clara y rotunda en sus términos y , por último, tiene que ser de una vez por todas e irreversible».

Fernández se ha expresado en estos términos en declaraciones a Radio Euskadi con motivo del acto de Baiona. Ha agregado que «las informaciones que se van filtrando de lo que se va a producir en las próximas semanas o meses, parecen apuntar en esta dirección». «Ójala se así -ha exclamado-, porque si es así habremos dado otro paso necesario e importante en el camino del final definitivo de la violencia y de construcción de la convivencia».

Fernández ha valorado también el cambio de política penitenciaria del Gobierno francés hacia los presos de la banda terrorista encarcelados en su territorio porque «indica el inicio de un camino diferente y, porque, en contraste con la falta de receptividad del Gobierno español, este giro es importante».

Ha revelado que «diálogo (del Gobierno Vasco) con el Gobierno español (en materia de política penitenciaria) siempre hay, pero que lo no hay por el momento es receptividad y eso es una pena porque es difícil de entender que el Gobierno español no escuche las peticiones que la gran mayoría de la sociedad vasca y de sus instituciones hacemos en relación con su política penitenciaria».

Fernández ha opinado, por último, que «el relato o la memoria sobre lo ocurrido en Euskadi en los últimos 40 años tiene una importancia grande pero no tiene mucha relación con el futuro de la convivencia».

Tanto el autor de la escultura Koldobika Jauregui como el alcalde de Baiona y presidente de la Mancomunidad de Iparrade, Jean René Etchegaray, han defendido la instalación del monolito y, en sus intervenciones, han recordado «todas las violencias» y han asegurado que se solidarizan con «el sufrimiento y el dolor» que las víctimas han padecido.

Según han explicado, la escultura se ha ubicado frente a la Universidad de la localidad para recordar a las generaciones futuras que no se puede repetir la violencia que se ha vivido en el pasado en el País Vasco. «Esta escultura es, quizá, la apología de la paz y de la reconciliación a la que aspira toda la sociedad», ha indicado.

El pastor irlandés Harold Good, que actuó como verificador del decomiso de armas del IRA, ha estado presente en el acto, y ha recordado «a las personas que todavía están sufriendo este conflicto».

Asistencia

En la inauguración han estado representantes de la Corporación de Baiona, 'artesanos de la paz' y miembros de Bake Bidea, además de una amplia representación de EH Bildu, encabezada por Arnaldo Otegi y Maddalen Iriarte.

Otegi ha considerado que hoy, con la conmemoración del desarme de ETA, se ha dado «un nuevo paso» en el proceso de paz de Euskadi y que en próximos meses se seguirá avanzando más. Otegi, que no se ha referido explícitamente a la disolución de ETA, ha señalado, en declaraciones a los periodistas, que estos «nuevos pasos» se darán «en términos constructivos».

«Somos muy conscientes de que hay sectores muy poderosos, sobre todo en el Estado español, que no quieren que la paz se construya ni se estabilice, pero sus esfuerzos van a ser baldíos porque este país va a dar nuevos pasos hacia la paz, la reconciliación y también hacia la libertad», ha subrayado.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos