El PSE dice que el fin de la dispersión depende de los propios reclusos

El PSE dice que el fin de la dispersión depende de los propios reclusos

La secretaria general del PSE insiste en que los presos tienen que salir de la cárcel tras reconocer el daño causado a la sociedad

J. ARTOLA BILBAO.

El gesto francés para cambiar la política penitenciaria con los presos de ETA y propiciar el acercamiento de los reclusos a los lugares de residencia de sus familias sigue provocando reacciones entre los diferentes sectores políticos o sindicales.

Ayer fue el turno de la secretaria general del PSE, Idoia Mendia, que no dudó en reclamar al Gobierno del PP y a Mariano Rajoy, que utilicen «sentido de Estado» para acercar a los internos de ETA. Defendió, una vez más, que los reclusos tienen que salir de la cárcel «habiendo reconocido el daño causado a la sociedad» y apuntó también que el fin de la dispersión siempre ha dependido «de la voluntad de los reclusos».

Mendia acudió ayer hasta la Agrupación Socialista Ramón Rubial de Txurdinaga, en Bilbao, donde mantuvo un encuentro con militantes y simpatizantes en la inauguración de la exposición 'Caminos de Libertad 1977-2017'.

En la cita de Txurdinaga, Mendia estuvo acompañada por el secretario general del PSE-EE de Bizkaia, Mikel Torres y por los consejeros socialistas en el Ejecutivo Vasco, Iñaki Arriola y Alfredo Retortillo.

Ante las preguntas de los periodistas, la líder de los socialistas vascos fue preguntada por la decisión del Ejecutivo francés de acercar presos de ETA a cárceles cercanas al País Vasco, una medida que ha removido la política vasca durante los últimos días.

Mendia advirtió que su partido siempre ha considerado que otra política penitenciaria «es posible». En este sentido, recordó el establecimiento de la denominada vía Nanclares que se abrió bajo el Gobierno del PSOE y que permitió a los presos acogerse a beneficios penitenciarios a cambio de su crítica a la estrategia de la violencia.

Siempre desde esta perspectiva política, Mendia incidió en que se trata de una cuestión que «siempre ha dependido de la voluntad de los propios reclusos, ya que tiene que ser una decisión individual de querer reinsertarse».

No obstante, matizó que, «al mismo tiempo», debe darse una «inteligencia, un sentido de estado por parte del Gobierno de España y de los responsables de la política penitenciaria para saber aprovechar esa ocasión».

«Creo que cuando los presos salgan de la cárcel tienen que salir habiendo reconocido el daño causado a esta sociedad para poder construir una convivencia basada en valores éticos», indicó. Mendia dejó claro en Txurdinaga que la postura de los socialistas es modificar determinados aspectos de la política penitenciaria dentro del acuerdo democrático y de una apuesta por la deslegitimación de la violencia.

Fin de ETA

Por su parte, el secretario general de los socialistas vizcaínos, Mikel Torres, recordó que este año se cumplen 30 años del Pacto de Ajuria Enea, que se puso en marcha «por un impulso del PSOE». «Sin ese trabajo hubiera sido imposible llegar hasta donde hoy estamos en el tema del terrorismo de ETA», aseveró el dirigente socialista y alcalde de Portugalete.

Asimismo, valoró que fue bajo el mandato del lehendakari Patxi López en Euskadi cuando se logró «el fin de ETA, no la disolución que es lo que estamos esperando todavía, pero sí que bajaran las armas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos