PNV y PP desvinculan de otros posibles acuerdos el 'sí' jeltzale sobre Gürtel

Fernando Martínez-Maíllo (c), Rafael Hernando (d) y José Antonio Bermúdez de Castro. / Efe

Esteban dice que su grupo no iba a ser el que frenara la comparecencia y confía en que no se acabe convirtiendo en «un espectáculo»

MIGUEL VILLAMERIEL SAN SEBASTIÁN.

La abstención de Ciudadanos hizo que el voto afirmativo del PNV finalmente no fuera el decisivo para desequilibrar la balanza a favor de la comparecencia de Mariano Rajoy en el pleno extraordinario del Congreso, pero la decisión del grupo jeltzale sí que marcó un precedente después de varios meses en los que el PP y el PNV habían mostrado su sintonía en Madrid. Ambos partidos, sin embargo, trataron de quitar hierro al asunto y desvincularon este posicionamiento del representante jeltzale en la Diputación Permanente, Aitor Esteban, de otros hipotéticos acuerdos que se pudieran alcanzar en el futuro. En concreto, los populares «no contemplan» que el 'sí' del PNV para que Rajoy explique el caso Gürtel en el Congreso pueda poner distancia ante ambos partidos a la hora de negociar los Presupuestos de 2018, principal objetivo del Gobierno para estos primeros meses del curso.

Aitor Esteban, portavoz del PNV en el Congreso y único representante jeltzale en la Diputación Permanente, explicó que no iba a ser su grupo el que impidiera que el líder del PP diera explicaciones en el Congreso sobre la trama Gürtel, aunque también confió en que el pleno extraordinario no se convierta en «un espectáculo». En opinión de Esteban, dependerá de los grupos proponentes (PSOE y Podemos) «que esto se convierta en un espectáculo o no». «Ya se verá cómo se desarrolla», añadió, pero insistió en que «no va a ser el PNV quien bloquee una iniciativa parlamentaria y que el presidente del Gobierno tenga que dar las explicaciones oportunas en la Cámara».

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, fue cuestionado acerca de si esta decisión del PNV podría enturbiar las relaciones con el partido de Andoni Ortuzar. Sin entrar a valorar el voto afirmativo del grupo jeltzale, Hernando consideró que la postura del PNV no anuncia un cambio en el pacto presupuestario que el partido vasco alcanzó con el Gobierno, por el que se aprobaron las cuentas de 2017 y el techo de gasto para 2018, y que el PP quiere prolongar con un acuerdo para las cuentas de 2018.

Algo más crítica se mostró la secretaria general del PP vasco, Amaya Fernández, que lamentó que el PNV «sucumba a la estrategia del uso partidista de la Justicia que promueve la pinza de PSOE y Podemos». Al mismo tiempo, señaló que «al PP no se le ocurriría criminalizar a Andoni Ortuzar o Iñigo Urkullu por que el exalcalde de Bakio, del PNV, acabe de ser condenado por delitos de corrupción».

El Gobierno Vasco, al margen

También desde el Gobierno Vasco desvincularon ayer la posición del PNV en el Congreso de la buena relación entre ejecutivos que se ha potenciado en los últimos meses. El portavoz del gabinete de Urkullu, Josu Erkoreka, aseguró que el Gobierno de coalición de PNV y PSE mantendrá en el futuro su «empeño» en seguir buscando acuerdos con el Ejecutivo central, «con independencia» de lo que ocurra en las Cortes.

Fotos

Vídeos