EH Bildu denuncia que «negó la realidad de las torturas»

Juan Soto
JUAN SOTO SAN SEBASTIÁN.

EH Bildu y la izquierda abertzale han acogido con desagrado el nombramiento de Fernando Grande-Marlaska como ministro de Interior. La portavoz de la coalición en el Congreso, Marian Beitialarrangoitia, expresó su «preocupación» y denunció que «ha sido condenado por no condenar las torturas, es impulsor de la vulneración de Derechos Humanos en el caso de los presos y sus familias como defensor que es de la política de dispersión, nunca ha visto pasar torturados por delante suyo y niega la realidad de la tortura, no es un buen comienzo». En el mundo de la izquierda abertzale señalan que el Tribunal Europeo de Estrasburgo corrigió en su día varias sentencias del juzgado de la Audiencia Nacional al que pertenecía por no investigar correctamente denuncias de malos tratos policiales interpuestas por detenidos pertenecientes a ETA. El coordinador de EH Bildu, Arnaldo Otegi, también recordó que fue encarcelado dos veces por Grande-Marlaska. «Su nombramiento me pone los pelos de punta», señala.

Por lo demás, EH Bildu cree que el conjunto de los nombramientos del Gobierno del PSOE «no nos dan muchos motivos para ser optimistas». Beitialarrangoitia incidió en que, salvo «algunos gestos estéticos» y el «fichaje de celebridades», el Ejecutivo es «más de lo mismo». «Tenemos más preocupación que satisfacción. A primera vista no vemos cambio alguno y no tenemos posibilidades de ser optimistas», señaló la diputada independentista. En todo caso, concedió que aún hay que ver qué políticas aplica el PSOE. Por lo pronto, sospecha que se trata de un gabinete que va a estar al «servicio de la Europa de la austeridad y de las grandes élites». Y la designación de Josep Borrell al frente de Exteriores no les gusta por su posición sobre Cataluña.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos