PNV y EH Bildu plantean en su propuesta de reforma estatutaria reconocer «la nacionalidad vasca»

Reunión de la ponencia de autogobieno este miércoles en el Parlamento vasco. /EFE
Reunión de la ponencia de autogobieno este miércoles en el Parlamento vasco. / EFE

PNV y EH Bildu abogan por diferenciar entre «ciudadanía» y «nacionalidad» vasca ante las críticas de la oposición y del PSE.

AINHOA MUÑOZ

Si el acuerdo entre el PNV y EH Bildu sobre el preámbulo que guiará la reforma del Estatuto vasco no había levantado suficientes ampollas, la presentación hoy también del borrador del título preliminar -el paso que le sigue a la redacción del preámbulo y que se debatirá la semana que viene en la ponencia de autogobierno- no se ha quedado atrás. En esta nueva propuesta, las dos formaciones nacionalistas abogan por diferenciar entre «ciudadanía» y «nacionalidad» vasca. Un planteamiento que ha despertado airosas críticas tanto del PSE, socio de Gobierno del PNV, como de Elkarrekin-Podemos y PP.

El documento, elaborado por la coalición soberanista, es en teoría una síntesis de las propuestas de todos los grupos parlamentarios. Si bien el propio portavoz jeltzale, Joseba Egibar, se ha atribuido su «maternidad y paternidad». Así, se recoge que «el nuevo Estatus Político anudará la ciudadanía vasca con la vecindad administrativa en alguno de los municipios del sujeto político», que se circunscribe a los territorios de Gipuzkoa, Bizkaia y Álava, que será el «sujeto político» con derecho a decidir y que tendría una relación de bilateralidad con el Estado, de tipo «confederal» y sin «subordinación». En este sentido, el texto apunta que «se establecerá que todas las ciudadanas y ciudadanos vascos, sin ningún tipo de discriminación, dispondrán de los derechos y deberes que les reconozca el Nuevo Estatus Político y el ordenamiento jurídico vigente».

«El reconocimiento de la ciudadanía vasca y la utilización de la vecindad administrativa como punto de conexión, posibilita el acceso a los servicios públicos a las personas que vivan en el sujeto político, con independencia de cuál sea su procedencia o nacionalidad», sostiene el documento. Los dos partidos nacionalistas proponen así que en el nuevo estatus para Euskadi se reconozca «la nacionalidad vasca» a la ciudadanía que reside en la Comunidad Autónoma, en los términos que se regule por Ley y aprobada en el Parlamento Vasco, y aseguran que «nadie será discriminado por razón de su nacionalidad ni será privado arbitrariamente de ella».

La ponencia de autogobierno, en cualquier caso, se ha dado una semana de margen para debatir este nuevo paso de cara a la reforma estatutaria. Sin embargo, y a la luz de los acontecimientos acaecidos a lo largo de las últimas semanas, tampoco se prevén grandes consensos la reunión del próximo miércoles. Después, la propia ponencia encargará a un grupo de expertos la redacción de un borrador para la reforma estatutaria.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos