Alfonso Basagoiti: «El Concierto Económico es el anclaje perfecto del País Vasco en España»

Alfonso Basagoiti realizó la valoración del primer Cupo./L. A. GÓMEZ
Alfonso Basagoiti realizó la valoración del primer Cupo. / L. A. GÓMEZ
Alfonso Basagoiti, exconsejero y asesor del Gobierno Vasco en el primer Concierto

Rechaza que sea un privilegio y asegura que es «mucho más solidario que cualquier otro sistema de financiación»

IVÁN ORIOSAN SEBASTIÁN.

Alfonso Basagoiti ejerció de asesor del Gobierno Vasco en la negociación del Concierto Económico, hace ya 37 años, y se encargó de realizar en persona la valoración del primer Cupo en un trabajo concienzudo de análisis de los Presupuestos del Estado, partida a partida. Fue diputado foral de Hacienda en Bizkaia y asumió durante dos años el departamento del mismo ramo en el Ejecutivo autónomo. Su defensa del Concierto no tiene aristas. «Es el anclaje perfecto del País Vasco en España», subraya.

-El Congreso ha aprobado con una gran mayoría la renovación del Concierto y el Cupo. Sólo Ciudadanos y Compromís han votado en contra ¿Qué representa el acuerdo para Euskadi?

-Es una demostración de normalidad dentro del estatus que tiene el País Vasco en el Estado español. Se ha cumplido lo que hay que hacer cada cinco años.

-Usted publicó un artículo en el que subrayó que el Concierto Económico es un «instrumento esencial» del autogobierno. ¿Sin el Concierto no habría autogobierno, quedaría cojo?

-No es cuestión de que quede cojo. El País Vasco, cuando se aprueba el Estatuto, decide estar dentro del Estado español con un marco jurídico-económico-político determinado. Yo no concibo el autogobierno sin lo que es el Estatuto y el Concierto. No puedo separarlo.

-¿El Concierto es un privilegio? Responsables de otras comunidades autónomas y dirigentes de algunos partidos tienen esa opinión.

-Lo primero que me tendrían que decir los que dicen que es un privilegio es por qué, que lo argumenten. Lo del privilegio es una frase que nadie argumenta. Las situaciones que son distintas no tienen por qué ser privilegiadas. Al País Vasco se le lleva a la vía del Concierto Económico cuando en 1876 se eliminan los fueros. No nace por tanto como un privilegio, sino como un castigo, lo que no deja de ser curioso. El Concierto es la manera de estar el País Vasco en España, es el anclaje perfecto, como se ha demostrado. ¿Por qué no es un privilegio? Primero, el riesgo financiero lo corre el País Vasco, lo que no ocurre en el resto de comunidades autónomas, que tienen garantizada la sopa. Todas ellas se meten con el Concierto pero ninguna lo pide, por algo será.

«Yo no concibo el autogobierno sin el Estatuto y el Concierto, no puedo separarlo» LO QUE SIGNIFICA

«El resto de comunidades autónomas se meten con el Concierto, pero ninguna lo pide; por algo será» LOS REPROCHES

«Los mayores ataques al Concierto Económico han venido siempre desde Cataluña» RECELOS

-¿Por qué?

-Necesitas una disciplina y una vocación económico-financiera muy fuerte, y nosotros la tenemos y la queremos. De hecho, a Cataluña se le ofreció en 1980 y más adelante y no lo quiso. El Concierto es una herramienta eficaz que nos sirve a nosotros, pero también le sirve al Estado. Además, no crea conflictos, quizás sí alguna turbulencia. Cuando se aprueba con más del 80% de los apoyos en el Congreso, como ha ocurrido en esta ocasión, ya me dirán dónde está el conflicto.

-¿El Concierto se utiliza como un instrumento político?

-Siempre ha sido un arma arrojadiza. ¿Las voces discordantes cuándo salen? Pues siempre que hay una oportunidad para hacerlo. Y algunas de ellas no saben siquiera cómo se calcula el Cupo. Tampoco hay que darles más importancia. Es una ley que mantiene al País Vasco perfectamente anclado en el Estado y eso parece que molesta a alguien. A EH Bildu le molesta. Y también he oído a Susana Díaz decir 'hay que bajar el Cupo a los vascos'. La presidenta de Andalucía pensaba que el Cupo es una cantidad que paga España al País Vasco.

-Da la sensación de que hay que reforzar la pedagogía para explicar las bondades del Concierto y el Cupo, sobre todo fuera de las fronteras de Euskadi. Pero el hecho de que se negocie con un Gobierno débil a cambio de un canje de votos no ayuda a quitarles esa etiqueta de concesión.

-Yo haría la siguiente pregunta: '¿Usted quién cree que gasta mejor, el que conoce el esfuerzo del ingreso o el que no lo conoce?'. Evidentemente el primero, como es el caso del País Vasco. Porque si yo no recaudo, es evidente que no puedo gastar. Aquí no vale lo de que aunque no tenga dinero lo gasto y si entro en déficit ya lo pagará después el Estado. El Concierto es además mucho más solidario que cualquier otro sistema de financiación. Nosotros pagamos al Estado el 6,24%, cuando en población representamos el 4,8%. Es decir, estamos pagando un punto y medio más de nuestro peso poblacional. Esto desde luego es muy solidario. Además, estamos pagando también el Fondo de Compensación Interterritorial, que lo establece el Estado y en el que el País no tiene nada que decir. Si analizamos todo, resulta que se pagan al Estado los costos que me corresponden, más aproximadamente un 30% más por solidaridad.

-¿Y por qué se dice entonces que Euskadi no es solidaria?

-Porque el gasto público per cápita en el País Vasco es mayor. Pero si yo tengo unos tipos impositivos mayores, lógicamente me sale una recaudación mayor. Pero establecer que como tengo un gasto mayor no soy solidario con el Estado es erróneo. Estos datos quieren decir que gestiono bien, porque hay menos economía sumergida, y que tenemos unos impuestos elevados. Tengo por tanto más gasto por persona porque también estamos pagando más por persona. Yo estoy pagando un 30% más de lo que me corresponde sólo por solidaridad.

-¿Cree que Cataluña se ha arrepentido por no haber aceptado el Concierto en los 80?

-Pues la verdad es que tengo mis serias dudas. Hay que ser conscientes de que los mayores ataques al Concierto Económico han venido siempre desde Cataluña. Sobre todo por parte de gentes del PSC, que como vieron que ellos no lo tenían pues había que atacarlo. Cataluña no quiso el Concierto porque ha preferido negociar una cantidad determinada, conseguir lo máximo posible en una negociación, pero no correr ningún riesgo ni meterse en ninguna aventura.

Temas

Cupo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos