Diario Vasco
Sandra Carrasco.
Sandra Carrasco. / LOBO

Sandra Carrasco dará su testimonio en la Plaza de la Memoria de Arrasate

  • Una hija de Iñaki Etxabe, asesinado en 1975 por el Batallón Vasco Español, también hablará en la muestra instalada en Herriko plaza

Sandra Carrasco, la hija mayor del exconcejal del PSE-EE asesinado por ETA el 7 de marzo de 2008 dará su testimonio ante los arrasatearras que se acerquen mañana a las 6 de la tarde a la exposición Memoriaren Plaza de Mondragón. Hace ocho años su imagen y sus palabras tras el asesinato de su aita sobrecogieron a la sociedad vasca. Aquel día, Sandra sacó valor para decir alto y claro ante decenas de micrófonos en la plaza del Ayuntamiento de Arrasate que ni ella, ni su madre ni su familia iban a dar «un paso atrás» ante los asesinos de su padre. En este tiempo Sandra ha limitado sus intervenciones públicas a los homenajes celebrados cada 7 de marzo.

Junto a Carrasco, también hablará otra víctima, Olatz, hija de Iñaki Etxabe, asesinado el 5 de octubre de 1975 en el Alto de Kanpazar por el Batallón Vasco Español. Las intervenciones de las hijas de estos dos asesinados es uno de los platos fuertes de la iniciativa promovida por Gogora, el Instituto de la Memoria, la Convivencia y los Derechos Humanos, en su estancia hasta el próximo 4 de diciembre en Herriko Plaza de la localidad del Alto Deba.

La muestra, que fue inaugurada el lunes, tiene como base poner cimientos en la construcción de una memoria «plural y compartida» y llega precisamente a Arrasate con el respaldo de todas las formaciones políticas representadas en su ayuntamiento, PNV, PSE-EE, EH Bildu, Irabazi y Baleike. De hecho, se trata de la primera ocasión en que la izquierda abertzale comparece en la rueda de prensa de presentación de la iniciativa, como ocurrió la pasada semana en respuesta a la invitación de la directora de Gogora, Aintzane Ezenarro. Además, miembros de EH Bildu como su portavoz en el consistorio, Eneko Barberena, tomaron parte en la inauguración de la carpa este lunes.

Hasta ahora, en su itinerario por Euskadi, la exposición ha recalado ya en Bilbao, Durango, Tolosa, Gasteiz, Eibar, Donostia y Zarautz. Entre los numerosos ciudadanos que han visitado la carpa de Arrasate, más de 400 alumnos de ikastolas públicas y privadas, así como de centros de Formación Profesional de la comarca, han tenido la oportunidad de dejar sus testimonios en el mural de mensajes dispuesto para ello, así como de asistir a las proyecciones de documentales, a las charlas y dinámicas de grupos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate