Diario Vasco

Un abrazo sentido con los tres consejeros que no continúan

Iñigo Urkullu y Ricardo Gatzagaetxebarria se fundieron en un emotivo abrazo tras la investidura.
Iñigo Urkullu y Ricardo Gatzagaetxebarria se fundieron en un emotivo abrazo tras la investidura. / I. AIZPURU

Iñigo Urkullu saludó y abrazó a decenas de personas ayer, pero pocos abrazos fueron tan emotivos como los que dio a los tres consejeros que no repiten en su Ejecutivo: Ricardo Gatzagaetxebarria, que ha ostentado la cartera de Hacienda y Finanzas, Ángel Toña, de Empleo y Políticas Sociales, y Ana Oregi, de Medio Ambiente y Política Territorial. Los tres sabían desde hace días que no continuarían en el cargo, pero eso no hizo que la tristeza por cerrar esta etapa política fuera menor para ellos. Especialmente sentido fue el abrazo que protagonizaron el lehendakari y Gatzagaetxebarria, que ha dejado el cargo voluntariamente después de haber sufrido problemas de salud a lo largo de la pasada legislatura. Si hubiera sido por Urkullu, seguramente seguiría.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate