Diario Vasco

Sortu denuncia la «fabricación del circo político» de Alsasua

  • La formación se solidariza con los vecinos de la localidad por el «burdo intento de criminalización de todo un pueblo»

La formación abertzale Sortu ha denunciado este miércoles el intento de "criminalizar" a los vecinos y al pueblo de Alsasua con la "fabricación" de un "circo político" para el que se ha usado "como excusa" una pelea de bar.

Así lo ha subrayado Sortu en una nota, en la que se solidariza con los vecinos de la localidad por el "burdo intento de criminalización de todo un pueblo", en referencia a lo sucedido hace dos fines de semana cuando dos guardias civiles y sus parejas denunciaron haber sido golpeados por medio centenar de personas mientras se encontraban en un bar en su tiempo libre.

Covite interpuso a su vez una denuncia y hoy se ha conocido que la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela ha asumido el caso al declararse competente para investigar los hechos, que considera como "terrorismo" y por ello ha llamado a declarar a varios ciudadanos de Altsasua.

Insiste Sortu en denunciar la "fabricación" de lo que cree un "circo político" e interpreta que "los poderes políticos-judiciales-mediáticos" lo han utilizado para "intentar nuevamente imponer su relato del conflicto político que vive Euskal Herria, el relato de las víctimas y los verdugos, al fin y al cabo el de vencedores y vencidos".

Así, indica Sortu que la Guardia Civil es la que "secuestró, torturó y enterró en cal viva a Lasa y Zabala", es la que "secuestró, torturó y ahogó" a Mikel Zabalza en aguas del río Bidasoa y ha "torturado a miles de ciudadanos y ciudadanas con total impunidad".

La Guardia Civil, "durante décadas, ha amenazado y amedrentado a miles de ciudadanos en los controles que día sí y día también instalaba a lo largo y ancho del territorio de Euskal Herria", según indican, para, por su parte, denunciar el "intento manipulador de querer lavar la imagen represora de la Guardia Civil tomando como excusa" los hechos de Alsasua.

Lamentan que cinco años después de la Declaración de Aiete, a la que siguió días después el anuncio del cese de la violencia de ETA, la Audiencia Nacional "continúa utilizando la vía de la represión judicial, en vez de dar pasos en el ámbito de las consecuencias del conflicto, como es el caso de los presos políticos vascos".

Por ello, Sortu dice adoptar el "compromiso" de "trabajar por la paz y la reconciliación", para que sucesos como el de Alsasusa no se vuelvan a repetir, al tiempo que hace un "llamamiento" a los agentes políticos a que actúen "con responsabilidad", para lo cual es "imprescindible dar pasos a favor de la paz y en el ámbito de las consecuencias del conflicto".

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate