La vista más completa del Pirineo

La pasarela suspendida ofrecerá una panorámica extraordinaria sobre la cordillera pirenaica.

El Pic du Midi estrenará en febrero una pasarela suspendida a 2.877 metros de altura

BORJA OLAIZOLA
Martes, 2 enero 2018, 21:26

En el Pirineo hay multitud de atalayas que proporcionan vistas espectaculares. La que se va a abrir dentro de un mes en el Pic du Midi de Bigorre, sin embargo, promete ser una de las mejores. La cumbre que se eleva sobre la estación de esquí de La Mongie, a tres horas de coche de San Sebastián, contará a partir de febrero con una pasarela de diez metros de longitud suspendida sobre el vacío a una altura de 2.877 metros. La plataforma, de suelo metálico perforado, está en fase de construcción y constituye uno de los principales ganchos para atraer visitantes a la que es ya una de las cumbres más frecuentadas del Pirineo. «Es un recurso que no existe en ninguna otra parte de la cordillera, hay que irse hasta los Alpes para encontrar algo parecido», comenta el director del Pic du Midi, Daniel Soucaze.

El Pic du Midi ha hecho una clara apuesta por convertirse en una de las principales atracciones del sur de Francia. El que es ahora el planetario más alto de Europa cuenta desde hace una década con un pequeño hotel de 15 habitaciones en el que se puede pasar como máximo una noche. A la cumbre se accede en un teleférico que parte de la estación de La Mongie. En lo más alto se alza un complejo de unos 10.000 metros cuadrados repartidos en varios niveles. El inmueble fue concebido inicialmente como observatorio astronómico, pero desde hace varios años las autoridades galas han decidido explotar su potencial turístico. Además de acoger el que es el mayor telescopio francés, el Bernard Lyot, el edificio cuenta con un planetario, un pequeño museo astronómico y un restaurante.

La pasarela que se inaugurará en febrero se convertirá de esa forma en un aliciente añadido. El pasillo mirará al noreste y ofrecerá a los visitantes una panorámica inédita de toda la cordillera pirenaica. La plataforma estará rematada por una atalaya redonda que tendrá el suelo de vidrio para poder contemplar los más de mil metros de caída libre que existen hasta las pistas de esquí de La Mongie. Será sin duda una experiencia única, no apta para todos aquellos que padecen vértigo.

Vista de la pasarela hacia el norte, hacia la campiña francesa.

Secciones
Servicios