Los remeros de San Pedro visitaron la exposición #Kontxa1917

Visita al Museo Naval. Los remeros de la Libia, junto a directivos de Sanpedrotarra, posan ante la bandera de 1917 y el busto de Aita Manuel./
Visita al Museo Naval. Los remeros de la Libia, junto a directivos de Sanpedrotarra, posan ante la bandera de 1917 y el busto de Aita Manuel.

El club que preside Antxon Corman conoció en detalle el triunfo de Aita Manuel un siglo atrás en Donostia

ELENA VIÑAS PASAIA.

La tripulación de la Libia y los directivos del club de remo Sanpedrotarra, con su presidente, Antxon Corman, a la cabeza, han visitado en los últimos días el Museo Naval de San Sebastián, coincidiendo con la celebración de una muestra dedicada al triunfo de los morados en las regatas de La Concha de hace 100 años. Bajo el título #Kontxa1917, la exposición reunía información sobre la victoria cosechada entonces y elementos como el busto del emblemático patrón Aita Manuel y la bandera que éste y sus deportistas conquistaron en la bahía donostiarra.

Estos dos artículos fueron cedidos especialmente para la ocasión por Sanpedrotarra Arraun Elkartea al Untzi Museoa. Ante ellos no dudaron en fotografiarse los remeros y el resto de representantes de la citada entidad deportiva. Unas veces, en grupo; otras, por separado, como en el caso de Ugaitz Mendizabal que aprovechó para dejarse retratar junto al busto de quien ostenta un récord aún hoy sin batir, seis banderas de La Concha obtenidas en otros tantos años consecutivos.

Los entrenados por Mikel Arostegi tuvieron la oportunidad de conocer en detalle la gesta que los hombres de Aita Manuel protagonizaron un siglo atrás. En la primera jornada de la considerada actualmente como la olimpiada del remo llegaron en primer lugar y ganaron 1.500 pesetas. El segundo día también fueron los primeros y, además de la bandera, se llevaron 2.000 pesetas en metálico.

Gracias a los periódicos de la época también supieron del recibimiento que se les brindó en el pueblo a su regreso a casa con la codiciada bandera, así como de lo que sintieron los protagonistas de la tan recordada victoria.

Ellos fueron «los héroes»

El propio Manuel Arrillaga, Aita Manuel, se refería a ese día en las páginas de la revista Ciaboga de 1924: «Luchábamos entre los dos Pasajes, San Pedro y San Juan, y en las dos regatas salimos triunfantes. Vencimos porque debíamos vencer. Era tal el entusiasmo... y el deseo... Entonces fue cuando conquistamos el triunfo neto sobre Pasajes de San Juan, puesto que en la noche de honor que corrimos los dos solos, supimos vencerles igualmente por seis segundos. Sí, me agasajaron mucho, demasiado. Me llevaron en hombros al Ayuntamiento, pero mis chicos fueron los héroes».

Ante el relato, seguro que los de la Libia sueñan con alcanzar la gloria como lo hicieron antes sus antecesores. La afición morada promete acompañarles incondicionalmente en esa aventura.

Fotos

Vídeos