Rataplanes e ironía en el día grande

La tamborrada infantil desfilando por la antigua N-1, donde el tráfico hubo de detenerse durante varios minutos en ambos sentidos./ELENA VIÑAS
La tamborrada infantil desfilando por la antigua N-1, donde el tráfico hubo de detenerse durante varios minutos en ambos sentidos. / ELENA VIÑAS

El Pescados Ferreres fue nombrado 'Saltsero Mayor'

ELENA VIÑASPASAIA.

Con la resaca de la primera noche de fiesta vivida, los antxotarras madrugaban ayer dispuestos a rendir tributo a su patrón con una intensa jornada de festejos por delante. Los primeros en ambientar las calles del populoso distrito pasaitarra eran los miembros de la Peña Saltseroak. Ataviados de blanco y rojo y con el perejil como emblema del grupo, conmemoraban el 30 aniversario de su salida cantando ese tema al que todos los años le inventan una nueva letra cargada de humor e ironía.

Con las primeras notas, unían sus voces entonando que "el 7 de julio es un día muy especial, es el día del patrón de este pueblo singular. La peña siempre estará dispuesta para animar. Deseamos que tengáis unas fiestas sin igual. ¿Es verdad? ¡Sí, señor! ¡A saltar y a disfrutar!". Añadían que "30 años han pasado desde la primera vez. Ahora no tenemos pelo y nos pesan más los pies. Pero ganas no nos faltan, estamos aquí de nuevo, con ganas de disfrutar de este día que es el nuestro. ¿Es verdad? ¡Sí, señor! ¡Este día es el mejor!"

Saltseroak nombraba, durante su comida de hermandad, a Antxo Areto Futbola Pescados Ferreres como 'Saltsero Mayor'. Y así le cantaba: "Nuestro salsero mayor es el Ferreres Anaiak. Ha hecho un temporadón, no se cansa de ganar. Lleva unas temporadas rindiendo a un gran nivel. La culpa la tiene Alberto y todos los que están con él".

«Este pueblo ha entrado en el mundo de la moda de la mano de Iraia, gran diseñadora»

La animada peña también tenía un recuerdo para la diseñadora Iraia Oiartzabal: "Este pueblo ha entrado en el mundo de la moda de la mano de Iraia, una gran diseñadora. Ya llevaba varios años dedicada a su trabajo. Ahora le llegan los premios y un futuro bien ganado".

Como en años anteriores, la canción de Saltseroak incluía una crítica a la situación que vive Antxo. Según decían, "aparcar es un problema que no para de engordar. Cada vez hay menos plazas. La gente lo pasa mal. Hay problemas de espacio, pero algo hay que hacer, para arriba o para abajo, un problema a resolver".

El tema musical concluía diciendo que "hoy no se acaban las fiestas, queda el fin de semana. Todavía hay festejos, por la noche y la mañana. Los niños disfrutarán de las ferias en la campa. Los chavales y mayores, de concierto hasta las tantas".

Con las Marchas de Sarriegi

La tarde fue patrimonio de los niños. Ellos protagonizaron el acto más multitudinario, la tamborrada infantil que inundó de rataplanes el centro del pueblo. Tambores y barriles desfilaron este año por la antigua N-1, deteniendo durante algunos minutos el tráfico en ambas direcciones.

Al grupo de voluntarios que capitanea Kristina López, se sumaba José Mari Aranguren, a quien la Comisión de Fiestas de Antxo le rendía un emotivo homenaje 24 horas antes, en el acto de presentación de los festejos. "Me ha hecho mucha ilusión, porque además no me lo esperaba. Me enteré cuando se puso a la venta la revista de Sanfermines", confesaba aún emocionado Aranguren.

Temas

Pasaia

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos