Eguzki exige que se inicien las obras del colector de Pasai Donibane

Reivindicación. La pancarta colocada en un balcón de la plaza Santiago para que se acometa la obra.

El grupo ecologista señala que la actitud de las instituciones ha quebrado la confianza de la ciudadanía

ELENA VIÑAS PASAIA.

El grupo ecologista y antinuclear Eguzki de Oarsoaldea ha exigido a las autoridades competentes «que actúen con responsabilidad e inicien ya las obras del colector» de Pasai Donibane. Así lo ha manifestado a través de una nota de prensa, en la que recuerda, igualmente, los pasos que se han dado hasta la fecha para la ejecución de este proyecto y la importancia de que se acometa.

Tal y como señalan desde Eguzki en el citado texto, «la ampliación al periodo 2007-2011 del Acuerdo Marco del Agua en Gipuzkoa del periodo 2003-2006, aprobado por todos los organismos con competencias en esta materia, establecía la ejecución de las obras del colector de Donibane. Se fijaba la forma de financiación, asignando el 75% con cargo al Gobierno Vasco y el 25% a Aguas del Añarbe, con un coste total aproximado de cuatro millones de euros».

Para la organización ecologista resulta «inexplicable» que una obra que cuenta con el apoyo de todas las administraciones -«en 2012 la calificaron de inexcusable»- y de los agentes sociales, pueda sufrir «a día de hoy» seis años de retraso, «cuando comprobamos que se ejecutan otras obras con menor grado de consenso y con rechazo social en algunos casos».

«La verdadera regeneración empieza por la eliminación de los vertidos residuales»

«Como decíamos, seis años de incumplimientos, de sus acuerdos y de la legislación vigente en materia de aguas residuales, y más años todavía bombardeándonos con la regeneración de la bahía ignorando u obviando, que la verdadera regeneración empieza por la eliminación de los vertidos de aguas residuales directamente a las aguas de la bahía», subrayan desde Eguzki.

Exigencia ciudadana

Los miembros de este grupo ecologista existente en la comarca de Oarsoaldea aseguran estar convencidos de que no pueden estar pendientes de lo que «buenamente» quieran hacer las instituciones.

Para concluir, Eguzki añade en su nota de prensa que la actitud de las instituciones «ha quebrado la confianza que podíamos tener, y por lo tanto, entendemos que debe haber una exigencia clara por parte de la ciudadanía hacia estas instituciones, para que aborden con seriedad los compromisos adoptados en relación al saneamiento de Donibane e inicien ya los trabajos para la construcción de esa infraestructura».

Fotos

Vídeos