Asaltan dos iglesias de Pasaia con apenas cinco días de diferencia

En San Juan. El buzón de donativos situado junto a la imagen de Santa Faustina fue asaltado por segunda vez en menos de un año.
En San Juan. El buzón de donativos situado junto a la imagen de Santa Faustina fue asaltado por segunda vez en menos de un año. / VIÑAS

Desconocidos se llevaron todo el dinero recaudado en la de Donibane y en la de Trintxerpe, entre otros objetos

ELENA VIÑAS PASAIA.

Con solo cinco días de diferencia y utilizando el mismo 'modus operandi'. Los ladrones han puesto sus ojos en las iglesias pasaitarras. Dos de los siete templos existentes en el municipio han sido asaltados en esta última semana. En ambos casos, los amigos de lo ajeno entraron forzando varias puertas mientras los párrocos se encontraban de vacaciones fuera de sus respectivas poblaciones y se llevaron, entre otros objetos, el dinero recaudado principalmente a través de los donativos de los fieles.

El primero de los robos se registró la madrugada del pasado domingo en la iglesia de Nuestra Señora del Carmen de Trintxerpe. «Nuestra caso ha sido el más serio», aseguraba ayer a este periódico el párroco, Javier Berzosa, mientras relataba lo sucedido.

Al parecer, los asaltantes forzaron las cerraduras de dos puertas para acceder al interior y a continuación, «desorganizar todo». Huyeron con un botín que, según sus estimaciones, ascendería a unos 600 euros.

«Se llevaron el dinero que teníamos en dos lugares. Por un lado, el del buzón en el que se depositan donativos, donde ese día habría más de 200 euros. Y por otro, los 300 euros que guardábamos en una pequeña caja fuerte destinados a pagar al cura que me sustituía esos días y al organista», señala el párroco.

Berzosa ha echado en falta, asimismo, un ordenador portátil, una cámara de fotos digital y la llave de plata que abría el sagrario. «También el mando del cañón de proyección que utilizamos en misa, aunque han dejado éste. No han cogido otras cosas, como elementos bañados en oro ni ningún otro objeto similar. Está claro que lo que buscaban era el dinero. La Ertzaintza nos ha dicho que venían preparados y con guantes, porque no han encontrado huellas», añade.

San Juan suma ya dos robos

Una escena similar a la que se encontraban en la parroquia de Trintxerpe sorprendía a primeras horas de la mañana del viernes a una de las personas que se ocupa del cuidado de la iglesia de San Juan Bautista de Pasai Donibane, José Ignacio Lopetegi. De nuevo, dos puertas forzadas, las situadas en el lateral del templo, daban acceso a los amigos de lo ajeno a las dependencias interiores, donde se podía apreciar el desorden causado.

«Todo estaba revuelto y los trajes que se utilizan en misa, por el suelo. Aunque han forzado también la puerta donde se guarda el cáliz, sólo se han llevado el dinero que se deposita como donativo junto a la imagen de Santa Faustina, una cantidad que rondaría los 20 o los 30 euros en monedas», señaló Lopetegi.

Se desconoce, de momento, si ambos robos están relacionados o si han sido cometidos por las mismas personas. En el caso de Donibane, éste sería el segundo robo registrado en menos de un año. Fue en diciembre de 2016 cuando la iglesia fue asaltada. También entonces se llevaron el dinero que los fieles depositan como donativo en el mismo lugar.

Fotos

Vídeos