Diario Vasco

La III Beñat Elzo Mendi Lasterketa se solidariza con Eunate Turco

En San Juan. Eunate con sus padres y miembros de Xanju Kirol Kluba hace un año.
En San Juan. Eunate con sus padres y miembros de Xanju Kirol Kluba hace un año. / VIÑAS
  • La carrera, que se celebrará el próximo 1 de noviembre, destinará la recaudación a la Asociación de afectados de Deleción 1p36, a la que pertenece la niña

La niña sanjuandarra Eunate Turco Intxausti se convertirá en la protagonista de la Beñat Elzo Mendi Lasterketa. Los organizadores de esta carrera, cuya tercera edición está prevista para el próximo 1 de noviembre en Hondarribia, han querido mostrar de este modo su solidaridad con la pequeña, que padece una de las conocidas popularmente como enfermedades raras, que carece de tratamiento. Se trata de un trastorno genético causado por la pérdida de un fragmento terminal del brazo corto del cromosoma 1, lo que provoca que le cueste más avanzar en todo lo que respecta al movimiento que al resto de niños de su misma edad.

Aunque el nombre y el rostro de Eunate Turco abanderan en 2016 esta iniciativa, los responsables de la misma señalan que los fondos que se recauden gracias a su puesta en marcha irán destinados íntegramente a la Asociación de afectados de Deleción 1p36, de la que forma parte esta vecina de Pasai Donibane y su familia desde su fundación. Dicha entidad se suma a la lista que la Beñat Elzo Mendi Lasterketa comenzó a escribir con los afectados por el síndrome de Sanfilippo y siguió posteriormente, con la niña irundarra Jara Tomé y los enfermos de SHUA.

La noticia ha sido recibida con agrado tanto entre la familia Turco-Intxausti, como en la población natal de la pequeña, donde hace exactamente un año se celebró otra prueba deportiva solidaria con Eunate y a beneficio de su asociación, de la mano de Xanju Kirol Kluba.

Doble objetivo

La carrera la Beñat Elzo Mendi Lasterketa tiene como principal objetivo recordar al joven hondarribitarra que falleció el 1 de noviembre de 2013 a los 29 años de edad cuando corría por Jaizkibel. En el momento de su fallecimiento estaba centrado en las carreras de montaña, aunque, tal y como recuerdan los organizadores de la prueba, antes también había practicado natación en el Bidasoa XXI y remo en Hondarribia Arraun Elkartea.

Otro de los fines de esta carrera ha sido su carácter solidario, donando, desde sus inicios, la recaudación íntegra a alguna asociación. Los dos primeros años se saldaron de manera más que exitosa, recaudando un total de 11.532 euros en 2014 para la investigación del síndrome de Sanfilippo y 13.166 euros el segundo para Jara Tomé y la enfermedad SHUA.

Los dorsales están a la venta en la cafetería Bare Bare de San Juan.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate