Diario Vasco

Sánchez y Plaza ganaron los cuentos de Ereintza

Premios. El acto se celebró ayer en la sala capitular.
Premios. El acto se celebró ayer en la sala capitular. / FOTOS ARIZMENDI
  • Los organizadores recuperarán este año el premio al mejor cuento en castellano para menores de 25 años, que llevará el nombre de Antxon Obeso

El castellonense Arturo Sánchez Velasco en la modalidad de castellano y el gernikarra Gotzon Plaza en la de euskara, se proclamaron ayer ganadores del XXXVI Concurso de Cuentos Villa de Errenteria, cuyo fallo fue dado a conocer al mediodía en la sala capitular de plenos del Ayuntamiento, en un acto presidido por la concejal de Euskara, Garazi Lopez de Etxezarreta, con la asistencia de la presidenta de Ereintza, Lourdes Uranga y Naroa Pérez, responsable de la organización del mismo y de los miembros del jurado en euskara, Mirentxu Larrañaga y en castellano, José Antonio Pérez Aguirre, Leyre Otegui y Miguel Arina.

Los dos ganadores absolutos recibieron un premio de 950 euros cada uno, por sus cuentos titulados 'La variable Magnus' y 'Santamartako Tren Geltokia', respectivamente y el palmarés lo completaron en la modalidad de euskara para menores de 25 años, la joven Leire Iruretagoiena de Ibarra, por el cuento titulado 'Otarrekoa', por el que recibió un premio de 400 euros y el premio Joxan Arbelaitz, para el mejor cuento escrito por un autor o autora de Errenteria y que en esta edición recayó en Miren Usabiaga por su cuento titulado 'Zauden Lekua Zaudela', que le reportó 210 euros de premio.

En la modalidad de castellano se presentaron un total de 1.003 cuentos procedentes de todo el mundo y curiosamente ninguno de ellos de Errenteria, con lo que el premio quedó desierto y en la de euskara el número de cuentos presentados fue de 25, procedentes de Gipuzkoa, Navarra y Bizkaia.

Recuerdo a Obeso

El acto de entrega de premios sirvió para recordar la figura del escritor errenteriarra, Antxon Obeso, fallecido el pasado mes de noviembre y que durante muchos años formó parte del jurado en castellano y además ganó el certamen en varias ocasiones.

Delante de su familia, su mujer y sus cuatro hijos y de varios nietos, Naroa Pérez agradeció la desinteresada entrega del narrador errenteriarra durante tantos años, en los que formó parte del jurado en castellano y dijo que desde Ereintza Elkartea se había decidido recuperar en la edición del presente 2017 el premio al mejor cuento para menores de 25 años en castellano, suprimido hace varios años debido a la crisis económica y al que se le dará el nombre de Premio Antxon Obeso, debido a que fue una persona que siempre apoyó a la creación de los más jóvenes.

El jurado también describió los cuentos ganadores. Mirentxu Larrañaga dijo que en el caso de los cuentos en euskara, ella y Juan Gartzia, el otro componente del jurado, se habían visto sorprendidos por la gran riqueza de los temas de los cuentos y el estilo de los mismos y destacó de los tres ganadores que son muy diferentes en cuanto a su ubicación temporal, las historias que relatan, o la presencia del humor.

José Antonio Pérez Agirre, que también tuvo un sentido recuerdo para Antxon Obeso, dijo que tanto él como los otros tres miembros del jurado, Miguel Arina, Leyre Otegui y Ezequiel Seminario, habían valorado del trabajo ganador el empleo de una prosa muy contenida y la originalidad de la temática.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate