Diario Vasco

El PNV considera «excesiva» la subida del 21% de la basura

La portavoz del grupo municipal de EAJ-PNV, Maite Peña, ha señalado que al mismo le parece «excesivo el incremento de un 21% de la tasa de residuos en un solo ejercicio, máxime cuando las bonificaciones han subido sensiblemente menos», que fue aprobado en el pleno de octubre celebrado el pasado martes.

Indicó que «hace ya algunos meses, en el mes de junio, el equipo de gobierno llevó una propuesta de incremento de la tasa de residuos de un 10%, que fue aprobada con sus votos, a lo que nosotros votamos en contra, ya que el simple hecho de plantear una modificación de tasas fuera de calendario, sin ninguna justificación de urgencia ya que no entraría en vigor hasta el 2017, nos parecía más una maniobra política queuna necesidad de gestión».

Peña dijo que el martes «se aclararon los motivos reales de llevar dicha modificación de tasas por separado y no con el conjunto, ya que el propio alcalde admitió que se había hecho de forma deliberada y por motivos políticos. Así las cosas, en el pleno de este mes se ha aprobado un incremento de otro 10% a añadir al 10% ya aplicado en el mes de junio, de modo que se incrementan la tasa de recogida de residuos un 21% en un solo ejercicio».

Bonificaciones

El PNV estima que «las bonificaciones aplicadas al autocompostaje y al compostaje a través del 5º contenedor, sin embargo, no han subido en ese mismo orden, ya que se han incrementado en un 5% cada una de ellas. No nos vale la excusa de que GHK haya subido las tarifas, ya que este incremento se ha dado para toda Gipuzkoa y ningún otro municipio ha elevado en un 21% la tasa».

Tampoco creen justificado que «se argumente que es un servicio deficitario, ya que no es el único servicio del Ayuntamiento deficitario y no se ha planteado una subida de semejantes proporciones para ninguno de ellos. Estamos de acuerdo en que se debe tratar de racionalizar los recursos y que los servicios deban autofinanciarse en la medida de lo posible, pero no es correcto plantear ésto sólo con lo que le interesa al gobierno sin abordar el tema en su conjunto y menos que las subidas sean tan bruscas».

Con respecto al IBI, opinan que «debido a que se han actualizado los valores catastrales de los bienes inmuebles y que esto afecta a la tasa sobre el mismo, el gobierno ha reducido los tipos de dicho gravamen, para reducir el impacto que tendría en el bolsillo de los errenteriarras. Nos parece bien, pero creemos que el esfuerzo podría haber sido mayor, ya que el Ayuntamiento prevé recaudar en torno a 200.000 euros más, por lo que había más margen para neutralizar la subida».

Para concluir, el PNV dice que en la villa, notablemente castigada por la crisis, «se debe tener especial sensibilidad a la hora de plantear subidas de tasas, ya que, aunque en algunos momentos sea necesario ir actualizando las tasas y planteando incrementos, éstos deberían ser pequeños y paulatinos, para que no supongan un esfuerzo que lleve a desequilibrar la economía».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate