Diario Vasco

Aprobadas las ordenanzas de 2017 con subida del 21% de la tasa de residuos

Pleno. Un momento de la sesión celebrada ayer.
Pleno. Un momento de la sesión celebrada ayer. / ARIZMENDI
  • La Corporación aprobó ayer las ordenanzas fiscales de 2017 con congelaciones en la mayoría de las tasas

La Corporación aprobó ayer las ordenanzas fiscales de 2017 con congelaciones en la mayoría de las tasas, excepto en tres materias, según comunicó el concejal de Hacienda, Jon Txasko, en las que se producirán subidas, como son el caso de los contadores, que pasan a ser mediante radiofrecuencia para un mejor control; en el IBI, que subirá por la revisión del valor catastral efectuada por la Diputación y para minorar la misma el consistorio rebajará el coeficiente que aplica a un 16,6 %. La tercera excepción será la tasa de residuos que sufrirá un incremento del 21% con relación al presente año, que Txasko justificó en la subida de los costes provocada por la decisión del Consorcio de subir las aportaciones municipales para financiar la incineradora.

Este punto recogido en el pleno de ayer de octubre, contó con el rechazo del PSE-EE y PNV que coincidieron en considerar excesiva dicha subida de la tasa de residuos y señalaron que la misma no está justificada por las razones esgrimidas por Txasko, ya que según dijo la portavoz del PNV, Maite Peña, «en otros municipios también se han incrementado las aportaciones del consorcio y no las han repercutido en esta proporción a los vecinos».

El portavoz socialista, José Ángel Rodríguez, dijo que las ordenanzas deberían tener una presión fiscal «mas leve».

El PNV también consideró que la minoración del coeficiente municipal en el IBI también es insuficiente para paliar el incremento del coste.

Irabaziz y Bildu coincidieron en señalar que el aumento de las bonificaciones a las familias que participan en la recogida selectiva de orgánico en el quinto contenedor reducirán el impacto del aumento de la tasa y dijeron que éstas se tienen que acercar lo más posible a cubrir el coste del servicio y a pesar de este incremento la cobertura será del 59% frente al 62% de este año.

En el pleno también se debatieron y aprobaron otras dos mociones. Una, presentada por EH Bildu e Irabaziz, planteaba que se priorice el eje Pasai Antxo-Altza-Galtzaraborda, del metro de Donostialdea frente a la pasante de Donostia. El punto salió adelante a pesar de ser rechazado por el PSE-EE y el PNV, que presentaron un texto alternativo planteando un proyecto global para el metro desde Lasarte a Irun.

También se rechazó una moción presentada por el PSE-EE que pedía destinar una partida presupuestaria de 100.000 euros para ayudas a la emancipación de los jóvenes al votar en contra EH Bildu e Irabaziz, que presentaron una alternativa que salió adelante en la que se pedía realizar un estudio profundo de las necesidades de los jóvenes.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate