diariovasco.com
Miércoles, 23 abril 2014
claros
Hoy 10 / 18 || Mañana 8 / 15 |
más información sobre el tiempo
Estás en: >
Noticias

EL PROTOTIPO 901 SE PRESENTÓ EN 1963

50 años del Porsche 911

La evolución del deportivo más famoso del mundo

12.02.13 - 13:58 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Pocos coches hay en el mundo que representan mejor la evolución del automóvil durante 50 años. Es el 911. El deportivo que nació como sustituto del también mítico 356 y que continúa fiel a un mismo diseño, a una idea original, a una denominación que no debe cambiar nunca. De momento, ya se han fabricado más de 820.000 unidades.

Este año va a ser muy especial para Porsche. Para una celebración tan redonda, hay previstas una serie de actividades que comienzan con la exposición “Retro Classics” en Stuttgart del 7 al 10 de marzo en el Museo Porsche y una segunda muestra para celebrar los “50 años del Porsche 911” del 4 de junio al 29 de septiembre. Habrá giras mundiales, presencia en numerosos salones internacionales, rallyes de clásicos y acontecimientos relacionados con la competición.

El primer 911

Porsche también fue pionero en mostrar concept cars. Y el 901 es el ejemplo más claro. Este prototipo fue desvelado en el Salón de Fráncfort de 1963 y, pocos meses después se renombró a 911 para su lanzamiento al mercado en 1964. Con su original motor bóxer de seis cilindros opuestos, refrigerado por aire, desarrollaba 130 caballos, lo que le permitía alcanzar una velocidad máxima de 210 kilómetros por hora. Es el primer 911 de la historia.

Hubo otras versiones como el 912 de cuatro cilindros e inferior potencia. Pero el Porsche 911 se fue haciendo más potente con el paso de los años. También se daba a conocer el Targa, con su carrocería descapotable. El 911 Carrera RS 2.7 de 1972, con un motor de 210 caballos y un peso por debajo de los 1.000 kilos, con su característica “cola de pato” fue el primer spoiler trasero del mundo en un vehículo de serie.

La segunda generación

Diez años después del estreno, los ingenieros de Porsche renovaron a fondo al 911. Conocido como G, la segunda evolución se produjo desde 1973 hasta 1989, más tiempo que ninguna otra generación del 911. Destacaba por sus prominentes paragolpes de fuelles, una innovación diseñada para cumplir con los últimos estándares de crash test en EE.UU.

Uno de los hitos más importantes fue la presentación en 1974 del primer Porsche 911 Turbo, con un motor de tres litros de 260 caballos y un enorme alerón trasero. Un modelo tan espectacular como tan difícil era conducirlo rápido. El siguiente salto en prestaciones llegó en 1977 con el 911 Turbo 3.3 equipado con intercooler. En 1983 el 911 Carrera atmosférico es reemplazado por el SC, con un motor de 3.2 litros y 231 caballos. Desde 1982 aparecía el 911 en versión Cabriolet. El 911 Carrera Speedster, lanzado en 1989, fue un recuerdo al legendario 356 de los años cincuenta.

Porsche 911 964

En 1988, Porsche daba a conocer el 911 Carrera 4 (964). Después de quince años de producción, se cambiaba el chasis con un 85 % de nuevos componentes y una suspensión con brazos y muelles en lugar de la anterior por barras de torsión. Su motor bóxer, de 3.6 litros y refrigerado por aire, desarrollaba 250 caballos. Exteriormente el 964 se diferenciaba poco de sus predecesores pero contaba con ABS, cambio Tiptronic, dirección asistida y airbags.

Otro de los 911 a destacar fue el Carrera 4, con tracción integral. Junto a las versiones Carrera Cupé, Cabriolet y Targa, a partir de 1990 llegaba el 964 Turbo. Inicialmente estuvo propulsado por un motor bóxer de 3.3 litros, pero en 1992 el Turbo recibió una mecánica más potente, de 3.6 litros y 360 caballos.

Porsche 911 993

El 911 con el código interno 993 sigue siendo una referencia. El capó va más inclinado hacia abajo que en los modelos anteriores, debido al cambio de los faros redondos por unos ligeramente ovalados. Con un nuevo chasis de aluminio, la versión Turbo fue la primera en tener un motor biturbo. Las llantas de aluminio de radios huecos, que nunca se habían utilizado anteriormente en ningún coche, fueron otra innovación para esa versión de cuatro ruedas motrices.

El Porsche 911 GT2, una auténtica “fiera”, estaba dirigido a los más deportivos que apreciaban las emociones fuertes. Otras novedades en esta época fueron el techo de cristal eléctrico que se deslizaba por debajo de la luneta trasera para el 911 Targa. Pero la verdadera razón por la que los entusiastas de Porsche siguen venerando al 993 es porque este modelo, producido desde 1993 hasta 1998, fue el último 911 con un motor refrigerado por aire.

Porsche 911 996

Fabricado entre 1997 y 2005, el 996 supuso un punto de inflexión en la historia del 911. Esta generación, rediseñada por completo, fue la primera propulsada por un motor bóxer refrigerado por agua. Gracias a sus culatas de cuatro válvulas por cilindro lograba 300 caballos de potencia y abría nuevos caminos en términos de reducción de emisiones, ruidos y consumo de combustible.

El diseño exterior fue una reinterpretación de la línea clásica del 911, pero con un coeficiente de resistencia aerodinámico menor (cx 0,30). Su característica exterior más obvia eran los faros con intermitentes integrados. Con el 996, Porsche lanzó una ofensiva de producto sin precedentes, con toda una serie de nuevas variantes. El 911 GT3 se convirtió en una de las estrellas de la gama en 1999 y mantuvo viva la tradición del Carrera RS. El 911 GT2, el primer coche equipado de serie con frenos cerámicos, fue comercializado como un vehículo deportivo extremo a partir de finales de 2000.

Porsche 911 997

En julio de 2004, Porsche desveló la nueva generación de los modelos 911, con el Carrera y el Carrera S, conocidos internamente como 997. Los faros ovalados transparentes, con los intermitentes separados en el faldón delantero, era un retorno visual a los antiguos 911. El Carrera llevaba de un motor bóxer de 3.6 litros que desarrollaba 325 caballos de potencia y, para el Carrera S, se utilizó algo más de cilindrada (3.8) que incrementaba la potencia hasta los 355 CV.

El chasis también experimentó notables avances y el Carrera S estaba equipado de serie con el sistema conocido como Porsche Active Suspension Management. En 2006 Porsche introdujo el 911 Turbo, el primer automóvil con motor de gasolina de producción en serie que incluía un turbocompresor con turbina de geometría variable. Otras innovaciones fueron la inyección directa de combustible y una transmisión de doble embrague. Con los Carrera, Targa, Cabriolet, tracción trasera o integral, Turbo, GTS, modelos especiales y versiones de carretera de los GT de competición, la familia 911 quedaba compuesta por nada menos que 24 variantes.

Porsche 911 991. No será el último

Esta última versión del 911 representa el mayor salto tecnológico en la evolución del deportivo germano. Una suspensión completamente renovada, mayor distancia entre ejes, vías más anchas, neumáticos mayores y una ergonomía interior optimizada. Incorpora un sistema de construcción híbrido en el que se mezclan el acero y el aluminio, con lo que se reduce significativamente el peso en orden de marcha. Además, presume de ser el primer automóvil con una caja de cambios manual de siete velocidades.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Buscador de coches
Buscador de coches
Test Drive

Elige el coche que quieres probar

Buscador de coches
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.